«RECONCILIACIONIDAD»

El Episcopado debería explicar públicamente por qué en su momento no se presentó como querellante en el asesinato de Carlos Mugica y otros sacerdotes; de religiosos/as, de laicos/as; del asesinato del obispo Angelelli (La Rioja) y los presuntos asesinatos de los obispos Ponce de León (San Nicolás) y Sueldo (Santiago del Estero).