TRUMP EN ASIA

Estados Unidos, ganador de la guerra fría, ve como se le escurre la supremacía entre los dedos. Su predominio militar es roído por su decadencia económica. China es, sin sombra de duda, el poder ascendente en esta materia. Es una extraña mixtura de capitalismo controlado y de pragmatismo ideológico aun filiado a la revolución comunista.