Menotti lo dejó afuera. Pensó que quedaba con 17 años y presente glorioso. Diego se fue llorando.

LOS QUE NO FUERON

Por José Luis Ponsico*

Di Stéfano´62, Maradona´78, Ramón Díaz´90, Caniggia´98, Tévez y Radamel Falcao, 2014, también se quedaron afuera de un Mundial de Fútbol.

Por José Luis Ponsico (*)

NAC&POP

21/11/2022

Alfredo Di Stéfano gloria del fútbol argentino triunfando en España, artífice del Real Madrid
1956-1962, cinco Copa Europa, hoy Champions League, siete títulos de Liga, llegaba al Mundial Chile´62, a los 36 años, siendo destacado «todo-campista».

«Su» Mundial.

No pudo ser.

Otro argentino célebre, Helenio Herrera, nacido en Puán, provincia de Buenos Aires, a fines de la Primera Guerra en Europa, radicado en Francia luego de la 2da confrontación mundial, ganador, títulos en España e Italia, dirigía a «la Furia Española».

Vivió el desgarro del «9».

La «Saeta Rubia» se quedó afuera una semana antes de una virtual final anticipada: España cayó ante Brasil, estando uno a cero arriba, la tarde que el juvenil «Amarildo», reemplazante del «mágico» «Pelé» convirtió dos goles que anticiparon la eliminación española en Chile´62.

Diego Maradona en el´77 resultó la sensación de fútbol argentino con 16 años.

Recién en octubre cumplió 17.

Argentinos Juniors llenaba todas las canchas.

En La Paternal, mediodía, llegaba el «Enano» de los rulos, Taunus negro, saludando barriadas de Villa Devoto, Villa del Parque, virtual rito religioso.

La selección nacional vivía la previa al Mundial´78 en medio de un escenario social difícil: instalada la dictadura militar, marzo del´76, condicionaba toda la vida de los argentinos, menos la euforia futbolera.

César Menotti lo hizo debutar contra Hungría (5 a 1) en «La Bombonera».

Maradona feliz.

Un mes y medio antes de la fecha indicada, el «Flaco» Menotti tenía cuatro o cinco futbolistas para el mismo puesto: el jujeño Daniel Valencia, debilidad del entrenador; Julio Villa, grandote, fuerte, con la vuelta de Norberto Alonso, impuesto por el Poder militar y el multifacético Omar Larrosa.

Otra debilidad

Maradona en una práctica previa a la lista definitiva jugando para los suplentes en la concentración, localidad bonaerense de Moreno, convirtió tres goles y maravilló hasta sus propios compañeros.

Pensó que quedaba con 17 años y presente glorioso.

Menotti lo dejó afuera.

Diego se fue llorando.

Roberto Marcos Saporiti, ayudante de campo del DT rosarino, luego campeón del mundo, no estaba de acuerdo con la decisión del DT. y lo hizo saber mucho después.

No lo dijo públicamente, pero todo el mundo supo que Maradona hubiera hecho más que Valencia, si quedaba para el Mundial´78.

En Francia´98 Claudio Caniggia llegaba con 32 años y fundadas expectativas para jugar su último mundial.

Una serie de lesiones no severas y su conducta personal, se dijo después, hizo que el duro Daniel Passarella no lo llevara.

El «Kaiser» mal con Maradona y Caniggia de gran amistad con Diego.

Italia´90 algo parecido ocurrió con Carlos Bilardo y no convocatoria al riojano Ramón Díaz., goleador del fútbol, Italia primero y Francia después.

El DT. campeón del mundo México´86 no pudo resolver virtual pleito y el «Pelado» se quedó afuera.

Contra Alemania, la final, toda la Argentina lamentó la ausencia.

Hubo un intento del entrenador: convocó a Jorge Valdano de gran ascendencia sobre ambos futbolistas -dos glorias del Mundial Juvenil, Japón´79- para amigarlos en la fase previa.

No pudo. Maradona, por entonces el Rey del fútbol mundial «no transó».

Ramón Díaz era número puesto.

La Argentina llegó a la final contra Alemania con la ausencia de Claudio Caniggia, expulsado por una jugada «tonta» -una mano intencional, estando amonestado en tiempo suplementario- doble amarilla y Carlos Bilardo debió acudir a Gabriel Calderón y al «Galgo» Dezotti.

La figura de Ramón Díaz omnipresente.

Carlos Tévez en la Juventus estaba pasando por un gran momento en el primer semestre 2014.

Se venía el Mundial de Brasil y la selección de Alejandro Sabella del medio para adelante contaba con Lionel Messi, Gonzalo Higuaín, Angel Di María, Ezequiel Lavezzi y Rodrigo Palacio.

Se dijo que «el Jefe» Javier Mascherano consultó al resto por la llegada o no del «crack» de Fuerte Apache que había sido figura en el Manchester City, en conflicto con el DT. italiano Roberto Mancini.

Sabella no lo llamó y Tévez desilusionado se fue de vacaciones a Bariloche.

No quiso hablar con nadie.

Por otros motivos, en el Mundial de Brasil 2014 Colombia, su selección, se quedó sin Radamel Falcao.

Siendo la figura del Mónaco, Liga de Francia, resultó lesionado faltando poco en un partido que no tenía demasiada relevancia: sufrió rotura de ligamento rodilla izquierda.

Un drama parecido a la estrella del fútbol de Senegal, Sadio Mané, «crack» africano que se destacó en Liverpool y pasó al Bayer Munich por 50 millones de euros: la lesión de rodilla lo deja afuera del Mundial de Qatar a dos semanas del comienzo.

Estará seis meses sin jugar.

No lo consuela ni su contrato: gana 22 millones de dólares por año.

La expresión por Santa Rita: «La que te dá y te quita».

Hoy, los que sufren el tucumano Joaquín Correa y «Nico» González, ex Argentinos Jrs., ahora Fiorentina.

Con el zurdo Giovanni Lo Celso.

Gran pena.

JLP/

(*) Columnista La Señal Medios, Libre Expresión, Mundo Amateur y Agencia Nacional
y Popular.