Mientras inventan películas de misterio y ficción sobre aviones fantasma, hoy se recuerda una trágica y verdadera historia aérea.

16 DE JUNIO DE 1955: UN TERROR INVISIBILIZADO, UN ABISMO MORAL

Por Jorge Elbaum

Llueve fuego en fragmentos de horror esparcido./ Las alas de unos pájaros metálicos lanzan azufre de odio
¿Escuchás los motores atildados con cruces listas para despedazar vidas?/ Fueron aciagos crímenes de negrura
309 vidas despedazadas
700 heridxs.

 

 

Por Jorge Elbaum

Dejámelo Pensar/ Política

16 de junio de 2022

 

Llueve fuego en fragmentos de horror esparcido.
Las alas de unos pájaros metálicos lanzan azufre de odio
¿Escuchás los motores atildados con cruces listas para despedazar vidas?

Fueron aciagos crímenes de negrura
309 vidas despedazadas
700 heridxs.

Hay un nombre escrito en las baldosas
en esas piedras manchadas de sangre
con huesos destripados en un sueño amputado.

Frente a cada uno de nosotrxs,
regresa la lápida de una atrocidad olvidada:
Se llama Rubén Alberto Bevilacqua
Tenía 3 años en la identidad de sus ojitos.

¿Quiénes fueron capaces de hacer eso?
¿Y quiénes los encargados de que este crimen se silencie?
¿Fueron juzgados sus verdugos alados?

¿Qué odio engominado de charreteras jugó sus cartas de bilis en la justificación sanguinaria?

Dos años antes
el 15 de abril de 1953
sus ancestros, los comandos civiles,
destrozaron seis cuerpos
en el subterráneo de Plaza de Mayo.

Esa fue la primera expresión de fuego
de la aviación militar argentina:
matar a los propios ciudadanos.

Contra quienes los prólogo de herida
en mi país de memoria insistente
donde el asesinato sigue latiendo en su íntimo formato de daño:

Santa Festigiata D’ Amico /
Mario Pérez /
León David Roumeaux /
Osvaldo Mouché /
Salvador Manes /
José Ignacio Couta./

¿Están grabados sus nombres en la Pirámide de Mayo?
¿Dónde se escriben los documentos de los 309?
¿Son prólogo de nuestrxs 30 mil?
¿Fueron juzgados o condenados sus asesinos?
¿Se estudia algo de sus vidas clausuradas en las escuelas sarmientinas?
¿Cuál es la casilla de correo de quiénes barren la memoria debajo de la alfombra?
¿En qué dirección de oprobio juega su azar el asesino?

En este texto figuran los nombres de lxs 309 asesinadxs:

bombardeo_16_de_junio_de_1955_ed._revisada-_digital__2_Descarga

Se los vuelve a asesinar si se los olvida.

En «Serendipias del Horror»,  Jorge Luis Vallazza relata cómo el matutino Clarín se encargó de hacer desaparecer los ejemplares del día posterior a la masacre para que los 309 muertos fuesen invisibilizados. (Serendipias del Horror)

No es grieta. Es un hondo abismo moral y político que nos atraviesa.