Llevada a cabo por un equipo médico del hospital Alta Complejidad y hospital de La Madre y El Niño.

EXITOSA INTERVENCIÓN CARDIOLÓGICA A BEBA ORIGINARIA DE 45 DÍAS, EN LA FORMOSA DE GILDO INSFRÁN

Por Julio Fernandez Baraibar

Una beba originaria de 45 días con una cardiopatía congénita, fue intervenida quirúrgicamente, de manera exitosa, por personal de salud del Hospital de Alta Complejidad. “La niña que se ha intervenido cardiológicamente, tiene un poco más de un mes y medio de vida y es del barrio Namqom, de esta ciudad capital”.

 

Llevada a cabo por un equipo médico del hospital Alta Complejidad y hospital de La Madre y El Niño.

 

Por Julio Fernandez Baraibar

ARGENFOR

05/11/2021

Una beba originaria de 45 días con una cardiopatía congénita, fue intervenida quirúrgicamente, de manera exitosa, por personal de salud del Hospital de Alta Complejidad “Pte. Juan Domingo Perón” y del hospital de la Madre y el Niño.

Al respecto, la Dra. Claudia Mudryk, jefa del servicio de Cardiología Infantil del hospital de Alta Complejidad, comentó “la niña que se ha intervenido cardiológicamente, tiene un poco más de 1 mes y medio de vida y es del barrio Namqom, de esta ciudad capital”.

“Ella ingresó al hospital de La Madre y El Niño por una bronquiolitis leve y fue, durante la evaluación física que se le realizó, donde se le detectó un foramen oval y un ductus arterioso permeable, que fue lo que posteriormente se intervino”, precisó.

Aclaró: “El ductus arterioso permeable es un pequeño vaso sanguíneo que debería haberse cerrado tras el nacimiento del bebé, pero puede darse el caso de que no se cierre, lo que obliga a desarrollar un tratamiento para que suceda, como en este caso.

“En un principio, cuando le diagnosticamos el ductus, que era de tamaño considerable, se hizo la indicación con medicamentos sin ningún tipo de respuesta, por lo cual se decidió, con todo el equipo, realizar la intervención quirúrgica y cerrarlo”, indicó.

A su turno, la Dra. Nala Junco, cirujana cardiovascular pediátrica, explicó que “para diagnosticarle el ductus arterioso se le realizó una radiografía de tórax, un ecocardiograma doppler color y otros estudios necesarios, donde se determinó, una vez superado el cuadro respiratorio, que ya estaba en condiciones clínicas para la intervención quirúrgica”.

“Su evolución post quirúrgica es muy buena, por lo que el día de ayer, fue nuevamente contrarreferida al hospital de la Madre y el Niño, donde debe completar el post quirúrgico y otros estudios, por lo que permanecerá internada”, precisó.

Por su parte, la Dra. Noemi Olivello, responsable del Servicio de Terapia Intensiva del Alta Complejidad, se refirió al cuidado post operatorio de la beba y detalló “afortunadamente, la beba no tuvo ninguna complicación, en el post operatorio inmediato, estuvo con su mamá, a las pocas horas estuvo comiendo y durmió súper tranquila”. Y añadió “fue un procedimiento exitoso sin ningún tipo de complicaciones”.

Para finalizar, la Dra. Olivello destacó, que al tratarse de una pequeña originaria se hizo mucho hincapié en la atención oportuna de ella y su familia, teniendo en cuenta que ellos tienen otra cultura y creencias diferentes a las nuestras.