El Jefe del Comando Sur, Craig Faller, con la mirada puesta en una base militar en Ushuaia y la participación de China

EL PRINCIPAL MOTIVO DE LA VISITA DEL HALCÓN DEL PENTÁGONO FALLER A LA ARGENTINA

Por Fausto Frank*

El principal motivo de la visita del halcón del Pentágono Faller a la Argentina no sería donar carpas sanitarias, sino averiguar sobre el terreno el proyecto de emplazamiento de una base militar de la Armada Argentina en Ushuaia, que podría controlar el estratégico Paso de Drake, además de ser puerta de acceso a la Antártida, junto a la creación de un “polo logístico”

Por Fausto Frank

Kontrainfo

8/04/2021

Tras la llegada del Jefe del Comando Sur, Craig Faller, a la Argentina, la Embajada de EEUU concentró su información en su tarea “filantrópica”: “EEUU dona a la Argentina tres hospitales móviles para fortalecer el sistema de salud local.

El Almirante Faller hizo entrega del equipamiento, que tiene un valor de 3,5 millones de dólares”.

Sin embargo, el principal motivo de la visita del halcón del Pentágono Faller a la Argentina no sería donar carpas sanitarias, sino averiguar sobre el terreno el proyecto de emplazamiento de una base militar de la Armada Argentina en Ushuaia, que podría controlar el estratégico Paso de Drake, además de ser puerta de acceso a la Antártida, junto a la creación de un “polo logístico” que el gobernador fueguino viene negociando desde 2019 con financiación de la República Popular China.

En su web oficial, la delegación diplomática detalló: “Los hospitales de campaña serán utilizados estratégicamente donde sea más necesario para la atención de pacientes”.

El Ministerio de Defensa de la Argentina fue en la misma línea: “El ministro Agustín Rossi y su par de salud, Carla Vizzotti, recibieron 3 hospitales de campaña donados a la Argentina por el Departamento de Defensa de EEUU.

Uno de ellos será destinado al Ministerio de Defensa y operado por la Armada Argentina para avanzar en la lucha contra el COVID.

Ante la delegación invitada, el ministro expuso sobre las potencialidades del Fondo Nacional de la Defensa #FONDEF para el reequipamiento de las Fuerzas Armadas argentinas”.

“Este hospital reubicable operado por la Armada Argentina va a tener el uso que han tenido todas las capacidades de nuestras Fuerzas durante esta pandemia, en defensa y al cuidado de la población argentina”, expresó Agustín Rossi tras agradecer al jefe del @Southcom por la donación.

El SouthCom, por su parte, sostuvo: “El comandante almirante Craig Faller se reunió con Agustín Rossi, ministro de Defensa, el general Juan Martín Paleo y otros líderes de defensa de alto nivel en Argentina hoy para discutir la cooperación en materia de seguridad”.

“Hoy es un día muy importante que pone en valor la colaboración internacional y la articulación del gobierno nacional para dar respuesta a esta pandemia que tiene un impacto muy grande en todo el mundo.

Los países están haciendo un esfuerzo enorme para minimizar el impacto de la pandemia”, dijo Vizzotti.

“Quiero agradecer al equipo de la Aduana para desaduanizar 50 toneladas de equipamiento.

A la Dirección Nacional de Emergencia, a la Dirección de Relaciones Internacionales y al personal del Comando Sur”, agregó la ministra.

Por el momento, no se hizo mención a uno de los motivos más importantes y que más llamaron la atención de la visita de Craig Faller: la visita a Tierra del Fuego.

Debe entenderse este viaje de Faller en su contexto y a pocos días del llamado telefónico del 2 de abril, fecha simbólica si la hay, entre el canciller Felipe Solá y el secretario de Estado norteamericano, Antony Blinken, de la que oficialmente solo se informó un diálogo sobre “cambio climático”.

Según trascendió por esos mismos días, la principal inquietud de Blinken no habrían sido cuestiones medioambientales sino la posibilidad de que la Armada Argentina construyera una base militar en Ushuaia con financiación de la República Popular China.

¿Casualidad que justo Craig Faller elija a Ushuaia en su visita relámpago a la Argentina pocos días más tarde?

Nada es casual en el mundo de la geopolítica.

El gobernador de Tierra del Fuego, Gustavo Melella, realizó a fines de 2020 una “reunión virtual” con el embajador de China en la Argentina, Zou Xiaoli.

“En este encuentro hemos manifestado al Embajador cuál es el rol que China cumple como socio estratégico para el desarrollo de la Provincia, lo que obviamente reviste una gran importancia en distintos aspectos de una agenda que se puede trabajar de manera conjunta entre la República Popular China y Tierra del Fuego”, expresó Melella.

Este tipo de “asociaciones estratégicas” no pasan desaparcibidas para el poder norteamericano, como ha dejado en claro el propio Faller en sus declaraciones sobre la Argentina.

El 3 de marzo, medios fueguinos informaron: “En su reciente visita a la Argentina el ministro de Defensa chino, el general Wei Fenghe, resaltó el interés de empresas estatales de ese país por participar en las licitaciones para construir un Polo Logístico Antártico en Ushuaia.

El proyecto fue presentado hace dos meses por Melella y su equipo técnico al embajador Zou Xiaoli en la residencia de la embajada china en Buenos Aires”, y citaron al gobernador: “La idea es conformar un polo logístico desde aquí para abastecer en servicios, alimentos, traslado de personal científico y otros rubros a todas las bases de la Antártida que hay cercanas a la de Marambio”, explicó a El Cronista el gobernador Melella.

“Este proyecto que estaría enmarcado en una base de la Armada en Tierra del Fuego ya tiene una oferta de China para su desarrollo inmediato”.

“Actualmente los aviones Hércules del Ejército que abastecen a las bases argentinas en la Antártida provienen de Buenos Aires, hacen escala en Río Gallegos o Usuhaia y de allí parten a la Antártida.

Este polo logístico lo que haría es reducir esos movimientos, abaratar costos y proveer de mercaderías o apoyo científico a otras bases antárticas de países que operan en el continente blanco (…)

La instalación de este polo conformado con capitales chinos será clave para Beijing en su posicionamiento geopolítico ante el debate mundial que se viene por la explotación de recursos en la Antártida.

También se sabe que una base de logística de China en Tierra del Fuego podría ser el puntapié inicial de Beijing para avanzar con otros proyectos en la región”, se informó y nuevamente desde el entorno del gobernador se encargaron de aclarar: “No podemos perder más tiempo mientras avanza Chile en Punta Arenas y Gran Bretaña en Malvinas. Ushuaia tiene un lugar geopolítico estratégico, único en la región”.

“La idea que siempre tuvimos es hacerla nosotros para usarla nosotros, no es algo que estemos pensando para que lo utilicen los demás.

Obviamente, todo el mundo está interesado en saber qué ocurrirá allí.

Es un lugar estratégico muy importante, sería la base marítima más austral del mundo, con posibilidad de monitorear todo lo que ocurre en el Atlántico Sur y cerca de la Antártida”, explicaron desde el Ministerio de Defensa al periodista Fernando Cibeira.

El megaproyecto, ideado en 2019, para mediados de marzo de 2021, ya había avanzado y Melella se reunía con Agustín Rossi.

Era mucho para el Comando Sur. La presencia de China y Rusia en la región son obsesiones del almirante Craig Faller.

El Comando Sur, con sede en Miami, controla todas las bases de Estados Unidos en América Latina, y se encarga de brindar entrenamiento, inteligencia y coordinación militar al conjunto de las FFAA de este sector hemisférico.

Consultado en 2019 en el programa “La Voz de América” sobre las preocupaciones geopolíticas de EEUU en la región, Faller respondió: “nuestro enfoque está concentrado en nuestros socios.

Las alianzas más fuertes posibles con Colombia, Brasil.

Y el propósito de construir esa asociación es contrarrestar la influencia rusa, la influencia china desde adentro hacia afuera, por así decirlo”.

Faller continuó detallado: “creo que si miramos más ampliamente al hemisferio, este es nuestro vecindario, y compartimos mucho en este vecindario: valores, respeto por la ley, democracia, en su mayor parte democracia, y tenemos mar común, tierra, aire, ciberespacio, espacio, aquí en nuestro vecindario, así que vemos nuestro vecindario y hay algunos ejemplos evidentes de países que no son democracias.

Cuba, Venezuela, Nicaragua para nombrar los tres ejemplos más evidentes, y lo que hay en común en estos casos es la influencia de Rusia, Cuba y, en cierta medida, China, y por lo tanto la importancia de la democracia y la importancia de mi papel, apoyando a nuestros diplomáticos, hablamos de la diplomacia de diez centavos, información, militar y económica.

Y nosotros somos la “m” (de militar), necesitamos ser la “m” minúscula que apoya los otros esfuerzos y creo que estamos trabajando muy duro en ese espacio en este momento.

Pero cuando miras a dónde todo converge, especialmente Cuba y Rusia, aquí hay un juego largo que es muy importante (…) Con Rusia, todo es posible.

La estrategia de defensa nacional destaca la competencia con Rusia y China específicamente como áreas de enfoque.

Realmente nos hemos alineado y hemos pensado mucho, planeado y dotado de recursos para eso.

Aunque son diferentes casos. China es una potencia económica en ascenso, y tiene un interés económico y comercial legítimo en todo el mundo. Sin embargo, no siguen las reglas.

Rusia, por otro lado, es un oso herido que está simplemente atacando, y no podía predecir lo que hará, y no querría hacerlo. Hemos visto lo que han hecho, y creo que tenemos que estar preparados para lo que pueda suceder en el futuro”.

Sus preocupaciones también abarcan a la Argentina.

Una de ellas es la estratégica Triple Frontera, zona de control del Acuífero Guaraní.

En 2019 Faller manifestó: “Hay una conexión de recaudación de fondos con el Hezbolá libanés que se utiliza en algunas de las regiones de Sudamérica, la región de la triple frontera, como se llama en Brasil y Paraguay, y lo hemos observado muy de cerca”.

Y finalizó aquella entrevista mostrando su interés por la base satelital de China en la Patagonia: “Si ponemos atención en el mapa y observamos dónde están invirtiendo China y Rusia, ya hemos hablado de Nicaragua, Cuba y Venezuela.

En Nicaragua, no pasamos mucho tiempo hablando de eso, pero Rusia tiene un centro de lucha contra el terrorismo y el crimen organizado que realmente, opino, tiene motivos cuestionables.

Y están invitando a socios para educarlos.

No he asistido al curso, ni lo haré nunca.

No conozco el valor de esa educación, y estoy seguro de que no está a la par con la de EE.UU.

No sé qué otros propósitos podría tener ese centro, y estoy seguro de que no son todos propósitos ingenuos y benignos.

Así que ese es un ejemplo.

Y luego mira el mapa de donde China está invirtiendo en importaciones.

A ambos lados del Canal de Panamá, y la infraestructura tecnológica relacionada con Panamá y el Canal de Panamá son un par de áreas de preocupación.

Y luego, más abajo, hay algunas inversiones en algunas estaciones espaciales estratégicas y otras”, a lo que la periodista repreguntó: “como Argentina” y Faller remató: “Argentina, exactamente”.

Tras los distintos anuncios de cooperación entre China y Tierra del Fuego, la visita del Jefe del Comando Sur a Ushuaia no es nada casual y muestra la lucha de intereses de las potencias globales por el control de una de las zonas más estratégicas del continente.

FF/