El ministro británico de Economía, Rishi Sunak, anunció este miércoles la iniciativa

EL REINO UNIDO SUBE EL IMPUESTO DE SOCIEDADES DEL 19% AL 25% PARA FINANCIAR EL GASTO CONTRA LA PANDEMIA

• La medida se pondrá en marcha en abril de 2023 aunque está incluida en los Presupuestos para el ejercicio 2021-2022, que eleva hasta 407.000 millones de libras (471.233 millones de euros)

 

 

 

 

 

El diario.es/Economía

Londres

3 de marzo de 2021

@eldiarioesEco

 

El ministro británico de Economía, el conservador Rishi Sunak.

El Gobierno británico ha anunciado este miércoles que subirá del 19% al 25% el impuesto a los beneficios de las empresas, como primera medida para tratar de sanear las cuentas públicas después del masivo gasto causado por la pandemia de la COVID-19. La medida se implantará a partir de abril de 2023.

El ministro británico de Economía, el conservador Rishi Sunak, anunció este miércoles la iniciativa, que afectará sólo a las empresas más grandes y con mayores beneficios, en la presentación ante el Parlamento de los Presupuestos para este año, donde adelantó que la deuda británica alcanzará en 2023 un pico del 97,1% del producto interior bruto (PIB).

«La tasa del Impuesto de Sociedades aumentará al 25%, que seguirá siendo la tasa más baja del G7», ha defendido Sunak, que ha asegurado que la subida dejará fuera del alcance al 70% del tejido empresarial del Reino Unido.

El proyecto de Presupuestos Generales para el ejercicio 2021-2022, el primero en recoger completamente el impacto de la pandemia y del ‘Brexit’, supondrá un gasto adicional de 65.000 millones de libras esterlinas (75.267 millones de euros), que eleva hasta 407.000 millones de libras (471.233 millones de euros) el apoyo fiscal contra la pandemia, donde está incluida el incremento fiscal a las empresas.

Sunak, que también señaló que en 2021 se congelarán los tramos del impuesto sobre la renta pese a que estaba previsto subirlos, defendió que se trata de «decisiones que ningún canciller (ministro de Economía) quiere tomar y pueden no ser populares, pero son honestas».

Entre las medidas de apoyo a los ciudadanos y empresas, Sunak ha anunciado que el programa de retención de empleo, semejante a los ERTE, será extendido hasta el mes de septiembre, además de poner a disposición de las empresas un nuevo plan de subvenciones de 5.000 millones de libras (5.786 millones de euros), que eleva hasta 25.000 millones de libras (28.935 millones de euros) el gasto en subvenciones.

Además de prolongar las exenciones fiscales de las que se han beneficiado alrededor de 750.000 empresas británicas, el Gobierno británico ha ampliado hasta el próximo 30 de septiembre la vigencia del periodo de reducción del IVA al 5% para seguir apoyando a unas 150.000 empresas de los sectores del turismo y la hostelería y para proteger 2,4 millones de puestos de trabajo.

Asimismo, el borrador presupuestario contempla también el lanzamiento de un nuevo plan de préstamos de apoyo a la recuperación para reemplazar los actuales planes de avales del Gobierno, que han respaldado préstamos por valor de 73.000 millones de libras esterlinas hasta la fecha y se cerrarán a finales de marzo.

Por otro lado, junto a medidas para facilitar el acceso a préstamos hipotecarios, el Gobierno británico mantendrá por undécimo año consecutivo congeladas las tasas aplicadas a bebidas como la cerveza, la sidra, el vino y bebidas espirituosas, así como los impuestos sobre los combustibles.