En 1947, el paludismo era con más de 250.000 casos por años un enorme problema para la salud en Argentina. Al terminar 1949, como resultado del Plan 47 de Carrillo se logró reducir los casos a menos de dos mil pacientes. La OMS tuvo que reconocer el logro.

CHARLA ENTRE RAMÓN CARRILLO Y PERÓN

—Miren, muchachos, por hacer lo que tenemos que hacer nos tratan de nazis y comunistas. Si ustedes me dicen que tienen una solución propia para un problema nacional, entonces ustedes hacen peronismo, que es lo que hay que hacer. Así que adelante con el plan.

 

 

—Ustedes venían a proponerme algo sobre el problema este del paludismo. Cuénteme, Dr. Carrillo.

—Mire, General, acá con el Dr. Alvarado investigamos hace años este tema y lo venimos haciendo todo mal, copiando lo que hacen en Europa.

Y eso no sirve en Argentina… pero hacerlo de otra manera podría reportar un costo político…

—¿De qué costo político me habla, Doctor?

—Bueno, es que deberíamos contradecir prácticamente a toda la comunidad internacional… a la OMS, a los expertos extranjeros, a los laboratorios…

—Miren, muchachos, por hacer lo que tenemos que hacer nos tratan de nazis y comunistas.

Si ustedes me dicen que tienen una solución propia para un problema nacional, entonces ustedes hacen peronismo, que es lo que hay que hacer.

Así que adelante con el plan.

En 1947, el paludismo era con más de 250.000 casos por años un enorme problema para la salud en Argentina. Al terminar 1949, como resultado del Plan 47 de Carrillo se logró reducir los casos a menos de dos mil pacientes. La OMS tuvo que reconocer el logro.

Y ahora el breve comentario de filosofía política:

El peronismo es el santo grial de la política porque resuelve de modo efectivo los problemas reales sin quedarse empantanado en cuestiones ideológicas. El peronismo es la solución propia para los problemas nacionales.

Claro, desde la “izquierda” nos dicen “nazis” y desde la “derecha” nos dicen “comunistas”. ¿Por qué? Porque tanto la “izquierda” como la “derecha” son patas del liberalismo y el liberalismo, como se sabe, es inepto. El liberalismo es pura ideología y no resuelve ningún problema, en Europa, aquí ni en ninguna parte.

El liberalismo es humo y el peronismo caza el ratón. Nos da exactamente igual que nos digan “nazis” o “comunistas” (o incluso “nazis comunistas”, que es lo que gritan los liberales cuando pierden los papeles de las categorías de su propia ideología). Nos da igual: nosotros cazamos el ratón con lo que tengamos a mano.

Gloria y honor al Doctor Ramón Carrillo.

Viva Perón.