El dirigente mecánico Elpidio Torres imaginó un "Cordobazo" en mayo del '69 como cumbre de la resistencia a la dictadura de Ongania y su expresión en esa provincia.

ELPIDIO

por Juan Del Barrio+

Fue fundamental la adhesión de Agustín Tosco, dirigente de Luz y Fuerza con fuertes vínculos con el movimiento estudiantil. Las protestas comenzaron días antes, pero el 29 eclosionó con movilizaciones desde las fábricas y las facultades que enfrentaron la represión y significaron un golpe demoledor al presidente de facto, Juan Carlos Onganía.

Por Juan Del Barrio

NAC&POP

31/05/2018

El dirigente mecánico Elpidio Torres imaginó un «Cordobazo» en mayo del ’69 como cumbre de la resistencia a la dictadura de Ongania y su expresión en esa provincia.

La propuesta la hizo al transportista y líder de la CGT Combativa, compañero Atilio Lopez quien motorizó las gestiones para unificar al movimiento obrero en torno de la protesta callejera.

Para eso fue fundamental la adhesión de Agustín Tosco, dirigente de Luz y Fuerza con fuertes vínculos con el movimiento estudiantil.

Las protestas comenzaron días antes, pero el 29 eclosionó con movilizaciones desde las fabricas y las facultades que enfrentaron la represión y significaron un golpe demoledor al presidente de facto.

Aunque era marxista, Tosco lo sintetizó en una proclama que eran las reivindicaciones de la resistencia peronista:

«… (el pueblo cordobés) exigía la normalización institucional, para que el gobierno fuera elegido por decisión de la mayoría de la población, sin persecuciones para con las ideas y doctrinas de ningún argentino.

Exigía que se aumentaran los salarios en un 40%, que era lo que había crecido el costo de vida.

Exigía la defensa del patrimonio nacional, absorbido cada vez más por los monopolios extranjeros.

Exigía la creación de nuevas fuentes de trabajo, para eliminar la desocupación que trae miseria y desesperación en los hogares.

Exigía la reincorporación de los cesantes y el levantamiento de las sanciones por haber hecho uso del derecho constitucional de huelga.

Exigía una Universidad abierta a las posibilidades de los hijos de los trabajadores y consustanciada con los intereses del país».

Al recordar el Cordobazo, la CGT Regional Córdoba reivindicó la figura de Elpidio Torres

Córdoba (28/5/19). En el marco de los actos conmemorativos de los 50 años del Cordobazo, la central obrera inauguró un busto del dirigente sindical Elpidio Torres. En diálogo con Agenda 4P, Pihen reafirmó el reclamo de los trabajadores ante las políticas de ajuste del Gobierno de Macri.

Ante el paro general de mañana, la CGT Regional Córdoba, que encabeza el secretario general del SEP, José Pihen, dispuso que este martes se lleven a cabo los actos conmemorativos de los 50 años del Cordobazo.

Las actividades para conmemorar esta gesta histórica arrancó pasadas las 18, con la inauguración de un busto de Elpidio Torres.

Con la movilización de todos sus gremios, la central obrera homenajeó a uno de los tres máximos dirigentes gremiales del Cordobazo.

La obra, solventada con el aporte de los gremios nucleados en la CGT Regional y realizada por el escultor cordobés Juan Ignacio Lucero está ubicada en la esquina de Bv. San Juan y La Cañada, próxima a las que ya recuerdan a Atilio López y Agustín Tosco.

Luego, la columna de los gremios se trasladó hasta la Casa Histórica del Movimiento Obrero, donde se inauguró un mural y hubo una intervención artística.

La obra (mural) es una alegoría del Cordobazo y refiere a la denominada “Mesa de Tres Patas”, como se conoce  al grupo formado por los dirigentes Elpidio Torres, Atilio López y Agustín Tosco, las figuras gremiales mas importantes de aquella gesta histórica.

Fue realizada por el conocido pintor argentino Washigton Rivier, autor de la mas completa serie de cuadros de Eva Perón, solventada por el Ministerio de Trabajo de la Provincia y cedida en comodato a la CGT Regional.