La palabra protesta viene de testigo, y nombra el acto de declarar y reclamar lo propio a viva voz.

DE LA QUEJA A LA PROTESTA

Por Mauricio Kartún

Resistir significa literalmente «volver a colocar lo quitado» Los dos hermosos, épicos y dialécticos, verbos humanos: Protestar. Resistir.

Por Mauricio Kartún

NAC&POP /Redes

21/11/2017

La palabra protesta viene de testigo, y nombra el acto de declarar y reclamar lo propio a viva voz.

Resistir significa literalmente «volver a colocar lo quitado»

Los dos hermosos, épicos y dialécticos, verbos humanos: Protestar. Resistir.

Queja, en cambio, viene del verbo latino coaxare que quiere decir croar, imitar el sonido de la rana.

Por el sonido onomatopéyico de expresar la pesadumbre, pero sobretodo por su repetición monótona y monocorde.

O sea: si lo tuyo no es terminar a la provenzal haceme caso, no seas batracio te pido.

Dejate de joder la paciencia con la queja.

Sumate al quilombo social con cierta regularidad.

Bancá ideas aunque estén tocando a degüello.

Agregate a la sana energía universal, fluí útil.

Y sumate feliz y sin limoncito por arriba.