Lorenzetti y Massa, son hombres de los norteamericanos, fundamentalmente sus servicios de inteligencia y “antijajajanarcóticos”, o sea, la inefable DEA.

TEOREMA DE LA BASURA

Por Jorge Luis Ubertalli Ombrelli

La estrategia norteamericana y británica busca desalojar a Macri del gobierno antes de la reunión del 4 al 6 de septiembre del G20 en la República Popular China y a la vez neutralizar al kirchnerismo como posible competidor en el 2019. Preveen el reemplazo de Macri por Lorenzetti, para ordenar las fichas, y la apuesta al perro faldero del imperialismo en las elecciones que se avecinan: Massa.

Por Jorge Luis Ubertalli Ombrelli

NAC&POP

16/6/2016

El caso José López, (un personaje salido de la puerta de “servicios”, se enmarca en el siguiente contexto:

  • La estrategia norteamericana y británica busca desalojar a Macri del gobierno antes de la reunión del 4 al 6 de septiembre del G20 en la República Popular China y a la vez neutralizar al kirchnerismo como posible competidor en el 2019.
  • Preveen el reemplazo de Macri por Lorenzetti, para ordenar las fichas, y la apuesta al perro faldero del imperialismo en las elecciones que se avecinan: Massa.

Ambos, Lorenzetti y Massa, son hombres de los norteamericanos, fundamentalmente sus servicios de inteligencia y “antijajajanarcóticos”, o sea, la inefable DEA.

TESIS

Cuando el servicial López lanzaba las boleadoras de dólares al Convento de General Rodríguez, Macri se hallaba en Colombia en reunión con el presidente Santos, adversario de Alvaro Uribe, ex mandatario narcofascista colombiano y compinche de Massa en los periplos narcos.

Este último aseguró, entre otras cosas, que si ganaba elecciones pondría como asesor en “narcotráfico” al general Naranjo, ex jefe de Policía de Uribe, vinculado a los paramilitares narcos, que en Tigre- domicilio también del servicial López- controlan al complejo Narco Delta, también llamado, Nor Delta.

El lanzamiento de López al triste estrellato de las bolsas de basura no solo ensucia al kirchnerismo sino al propio Macri, por cuanto las empresas que supuestamente coimearon a López pertenecen directa o indirectamente a Macri y su familia, como ya se informa ¡y se informará a lo grande! en los medios “decentes”.

Con esta jugada, los yanquis y los británicos, (cuyo ministro energético travestido en argentino parece ser intocable), se sacarían de encima a Macri y al kirchnerismo, probable ganador de las elecciones, si las hay, del 2019.

A Macri comenzaron tirándole por la cabeza los Panamás Papers.

Uno de los “periodistas independientes” descubridores de los mismos, Alconada Mon, ahora sostiene en “La Nación “que López es una pieza fundamental del kirchnerismo- y ahora van por el kirchnerismo a través del tigrense, al igual que Massa, López, travestido durante años en funcionario kirchnerista.

Están en carrera, entonces, con un Tigre en el tanque, tal cual repetía la publicidad, los invalorables personajes de los norteamericanos y británicos con otras especies como Lorenzetti (primero la Justicia, claro, para ordenar el tablero) y Massa, más tarde, reptando a la par de Uribe.

La vía es México, donde todo el mundo se desangra muriendo y matando por intrigas narco-DEA mientras  los norteamericanos sacan provecho de ello.

DEMOSTRACIÓN

Este teorema de las bolsas de basura necesita un basurero que eche al fuego a todos los residuos patógenos que infestan e infectan la vida de los trabajadores y la nación argentina.

Quien quiera jugar con ellos al sufragio universal o a cualquier otro divertimento, les deseo suerte.

La nación y los trabajadores de nuestro país, trascienden a los bárbaros cuadrumanos de la tinta, el papel, la tele, los auriculares  y otras formas de “hacernos el bocho” a los tontos y picarnos la cabeza a los comunes.

La Demostración de este teorema está en la sartén.

Quemará a todos, cuando hierva de una vez.

Más que las ollas de aceite hirviendo que nuestros ancestros arrojaron desde las terrazas de la dignidad a Whitelocke y Beresford.

Cuando ambos arribaron para instalar el imperio anglosajón en la naciente Buenos Aires, debieron huir con el rabo entre las patas.

Con el pueblo de estas tierras no se juega.

PU/