El ajuste macrista impacta en la educación pública en todos los niveles. El aumento de las tarifas en los servicios eléctricos es una de las variables para que las universidades públicas entren en una crisis económica.

LAS UNIVERSIDADES – BIEN, GRACIAS: CERCA DE LA QUIEBRA

Así luchan contra el tarifazo las universidades nacionales

Las informaciones se volvieron virales hace unos días cuando las casas de altos estudios comenzaron a recibir las facturas de los servicios con un inmenso aumento. El servicio eléctrico fue el más tremendo para las economías de las universidades que alcanzaron aumentos de 700%, así palean la falta de respuesta oficial del Gobierno.

 

 

Pep – Redacción En Orsai // Viernes 29 de abril de 2016 | 08:11

Mientras que los aumentos continúan en vigencia y hay una falta de respuesta total por parte del Gobierno nacional, las universidades nacionales se las ingenian para luchar contra los aumentos de tarifas.

Tanto en la Universidad de Buenos Aires, como en las facultades del conurbano comenzaron a realizar medidas de fuerza o protestas para dar a conocer la grave situación que enfrentan ante el desmanejo macrista.

En la universidad de La Matanza los docentes comenzaron a circular la decisión del rectorado de no encender todas las luces de las aulas para abaratar los costos de la energía.

Pero además optaron por apagar las luces por completo de algunos pasillos de los establecimientos para ahorrar energía y paliar el brutal aumento que recibieron. La penosa imagen es lo que comenzó a suceder en los últimos días consecuencia de los aumentos desmedidos.

Crisis universitaria: paros, ofertas pobres y presupuestos insuficientes

Los tarifazos pusieron a las universidades públicas en crisis. Con un alto acatamiento, los docentes continúan el paro que CONADU Histórica votó parar toda la semana. Ayer rechazaron un 30% de aumento desdoblado. Instalaron una carpa frente al Congreso.

El aumento de las tarifas en los servicios eléctricos es una de las variables para que las universidades públicas entren en una crisis económica

El ajuste macrista impacta en la educación pública en todos los niveles. El aumento de las tarifas en los servicios eléctricos es una de las variables para que las universidades públicas entren en una crisis económica.

Desde la Universidad de Buenos Aires y la Universidad Nacional de La Matanza ya alertaron sobre esta situación en medio de un presupuesto educativo a la baja.

Mientras tanto, en la cuarta reunión de la mesa de negociación salarial, que se concretó ayer, el Ministro de Educación de la Nación, Esteban Bullrich, ofreció un incremento salarial del 30% a pagarse en dos partes: 15% de aumento desde el 1 de mayo  y 15% en diciembre.

La propuesta fue rechazada de plano por la CONADU Histórica desde donde se objetó el bajo porcentaje ofertado y la extensión en el tiempo de la ejecución de las cuotas; así como mantener la paritaria hasta mayo de 2017, cuando desde la Federación (CONADUH) quieren discutir los salarios en febrero. “El aumento ofrecido no guarda relación con el incremento del costo de vida, de las tarifas y la inflación en curso”, se quejaron.

En este marco, los docentes ratificaron la vigencia del plan de lucha votado por el Congreso de la Federación, consistente en el paro de una semana del 25 al 30 de abril, y convocaron a un nuevo plenario de Secretarios Generales para hoy en la ciudad de Buenos Aires, donde  analizarán el estado de la negociación y la continuidad del plan de lucha.

La reunión de secretarios generales se dará desde en una carpa que se instalará frente al Congreso de la Nación, donde luego habrá clases públicas a modo de protesta.

Desde CONADUH informaron “un altísimo acatamiento de las universidades nacionales y colegios preuniversitarios en el paro convocado del 25 al 30 de abril, en reclamo de una recomposición salarial del 45%”.