Su línea de pensamiento ha sido explicitada en diferentes rubros y escenarios.

¿QUE HARIA MACRI? (INFORMACION DE SUS ASESORES)

Por Cristina Huwiler

Instalar el libre comercio es una estrategia de los países centrales para transferir la crisis(que ellos generaron), a los emergentes, o como un instrumento de dominación. Por otra parte, los países centrales que suelen expresarse como fundamentalistas del libre comercio, no lo practican. Por eso plantear un desarrollo industrial con participación del sector CyT en un contexto de libre comercio, es inviable.

NAC&POP
28/10/2015

En el caso de Macri, o sus referentes, su línea de pensamiento ha sido explicitada en diferentes rubros y escenarios.

1.- INSTALAR EL LIBRE COMERCIO.

Esta medida de libre circulación de mercancías a nivel internacional y en donde no se interpongan barreras arancelarias, Macri las fundamenta como una manera de estimular la competitividad.

En realidad el libre comercio, como sucedió en la década del 90´ con la importación indiscriminada, tuvo efectos brutales como la desindustrialización, desempleo y recesión.

Además, el libre comercio es una estrategia de los países centrales para transferir la crisis(que ellos generaron), a los emergentes, o como un instrumento de dominación.

Por otra parte, los países centrales que suelen expresarse como fundamentalistas del libre comercio, no lo practican.

Por eso plantear un desarrollo industrial con participación del sector CyT en un contexto de libre comercio, es inviable.

Porque todos los países que hoy son potencias industriales llegaron a esa posición bajo la férrea protección del Estado y no en un contexto de libre comercio.

2.- MACRI DIJO QUE AL DÍA SIGUIENTE DE ASUMIR LA PRESIDENCIA, IMPLEMENTARÍA LA LIBERACIÓN CAMBIARIA.

Que el Banco Central venda todos los dólares que requiera la gente y que el precio lo fije el mercado, fueron otras de sus manifestaciones.

No hace falta ser un experto economista para saber que una medida de ese tipo dejaría exhaustas las arcas del Central en pocos días, impidiendo acceder a importaciones necesarias para un desarrollo y que, en ese contexto, será necesario recurrir a préstamos externos.

Además, medidas de ese tipo son un instrumento formidable para favorecer la fuga de capitales.

¿ O es que Macri desconoce que la alta burguesía argentina está ligada a las transnacionales, es rentista y muy afecta a la fuga de capitales y que, según los datos más conservadores, la cantidad de dólares de argentinos en el exterior es del orden de los 250.000 millones de dólares, datos que Jorge Gaggero y otros estiman en más de 400.000 millones de dólares.

3.- PAGO A LOS FONDOS BUITRES.

Lo que diga el juez Thomas Griesa hay que cumplirlo dijo Macri.

En este caso hay que pagar ya.

Esto lo dijo meses antes de que venciera la cláusula RUFO, una norma contractual que decía que si antes de enero de 2015, Argentina pagaba a tenedores de bonos que no habían adherido al canje de deuda, la quita de la deuda (70%) reestructurada se caía y el país debía pagar valores plenos a todos los acreedores.

Esto significa que si se hubiera pagado a los fondos buitres antes de enero de 2015, Argentina incrementaba su deuda externa en 500.000 millones de dólares.

4.- AJUSTE, DEVALUACIÓN Y LIBRE COMERCIO

Eso dijeron los asesores económicos de Macri (Carlos Melconián, Miguel Angel Broda y José Luis Espert). Así, en abril de 2015 se dieron cita en el Consejo Interamericano de Comercio y Producción unos 300 empresarios que interpelaron a los economistas del PRO para conocer el plan económico de Macri.

Ahí Broda dijo: “El ajuste es inexorable; el asunto es si se hace de golpe o a los golpes”.

Hecho que implica devaluación con deterioro de salarios.

Según Melconián, Macri le dio la orden a su equipo económico de liberar el dólar, eliminar las retenciones agropecuarias y eliminar los aranceles a las importaciones.

Esto es transferencia de la renta pública a los sectores exportadores, pérdida de poder adquisitivo del salario, desindustrialización, desocupación, recesión, fuga de capitales y necesidad de endeudarse en dólares, entre otras consecuencias.

Por otro lado, Espert dijo, entre otras cosas, que “las paritarias son un instrumento fascista que no debería haber”.

CH/
N&P: El Correo-e de la autora es Cristina Huwiler crishuw@gmail.com