La Cámara en lo Contencioso Administrativo declaró la nulidad de las elecciones en Tucumán

TUCUMAN: UN FALLO SEDICIOSO, UNA MOVIDA DEL “GOLPE BLANDO”

Telam-Nac&Pop

BarcesatEduardo-300-A
El abogado constitucionalista Eduardo Barcesat expresó:- Es una decisión ridícula. En sus fundamentos figuran informaciones periodísticas. Tenemos que denunciar esta maniobra y reponer la validez del discurso jurídico.

La medida judicial pidió además al Ejecutivo realizar una «nueva convocatoria a elecciones». a decisión será apelada por el Frente para la Victoria.

La Cámara en lo Contencioso Administrativo de Tucumán declaró hoy la «nulidad de los comicios» llevados a cabo el 23 de agosto en esa provincia y pidió al Poder Ejecutivo, encabezado por José Alperovich, realizar una «nueva convocatoria a elecciones», aunque la decisión será apelada mañana por el Frente para la Victoria.

El fallo de la Cámara fue duramente cuestionado por dirigentes y especialistas, entre ellos el abogado constitucionalista Eduardo Barcesat, quien anoche sostuvo en C5N que “se trata de un fallo que trasciende los límites del lenguaje normativo», y agregó; «Se desconoce de forma flagrante un resultado electoral por medio de una decisión de un tribunal incompetente. Es como derogar la ley de gravedad”.

A la vez, sostuvo que es «un fallo sedicioso, una apología del voto calificado. Parece que vale el voto de los ciudadanos de la capital tucumana, pero no la voluntad de los del interior”.

Según se confirmó, la decisión del tribunal estaría basada en recortes periodísticos e informes televisivos que daban cuenta de las denuncias del frente opositor que perdió por más de 100 mil votos en los comicios del 23 de agosto.

Por su parte, el titular de la Cámara de Diputados, Julián Domínguez, calificó el fallo como «un disparate jurídico», y sumó su preocupación en el hecho de que la decisión se haya basado en informes periodísticos «con ausencia de argumentos reales», por lo que señaló que «esto demuestra un profundo desprecio por la voluntad popular».

En lo concreto, la sala I de la Cámara envió un cédula de notificación a todas las partes intervinientes en la elección y a la junta electoral provincial en la que informó que decidió «hacer lugar parcialmente a la acción de amparo» presentada por el frente electoral Acuerdo para el Bicentenario y declarar «la nulidad» de los comicios «debiendo el poder ejecutivo realizar una nueva convocatoria a elecciones».

Las partes tendrán 48 horas para responder el fallo judicial dada a conocer esta tarde y podrán apelara ante la Corte Suprema de Justicia de Tucumán, algo que hará el Frente para la Victoria (FpV) cuyo candidato a gobernador, Juan Manzur, se impuso en los comicios.

Fuentes del FpV indicaron a Télam que ese espacio tiene previsto apelar la decisión de la Cámara para que el tema pase a la Corte, al tiempo que informaron que están analizando realizar una conferencia de prensa mañana por la mañana.

La decisión judicial se conoció a dos días de confirmarse los datos del escrutinio definitivo de las elecciones a gobernador de Tucumán que ratificaron el triunfo de Manzur por más de 11 puntos de ventaja sobre su rival más votado, resultado que desató un multitudinario festejo en el parque 9 de julio.

La medida cautelar que derivó en el fallo de la Cámara había sido impulsada por el espacio encabezado por el candidato opositor a la gobernación, el radical José Cano, quien denunció irregularidades en la elección, y se negó a reconocer el resultado de la elección.

Según pudo saber Télam de fuentes judiciales, la decisión de la Cámara se apoya en cinco fundamentos, entre los que sobresalen publicaciones periodísticas pero no se incluyen la quema de urnas, en las que estuvieron involucrados dirigentes del Acuerdo para el Bicentenario, según determinó la propia justicia local.

Dos de los cinco fundamentos del fallo se se basan en un informe del programa televisivo “Periodismo Para Todos” que conduce Jorge Lanata por en El trece, y en otro publicado en los días previos a los comicios por el diario tucumano La Gaceta que menciona irregularidades de cara a las elecciones.

La agresión a un periodista el domingo 23 de agosto, día de las elecciones provinciales, y declaraciones del gobernador José Alperovich sobre clientelismo son otros dos fundamentos de la decisión de la Sala I.

El oficialismo y la oposición opinaron sobre el fallo.

El jefe del bloque del Frente para la Victoria, Miguel Ángel Pichetto, pronosticó que «la instancia será revisada y apelada».

«Por lo tanto, festejen, pero sepan que el fallo ese no es definitivo», afirmó dirigiéndose a la oposición.

En tanto, la radical tucumana Silvia Elías de Pérez, opinó que «la Cámara reconoció que el pueblo se plantó frente al fraude».

«La Cámara es uno de los pocos organismos probos que hay en la Justicia de mi provincia», sostuvo Elías de Pérez al conocerse el fallo.

No obstante, reconoció que si la decisión judicial llegara la Corte Suprema de Tucumán la oposición presentará «las recusaciones correspondientes porque se trata de un Tribunal adicto al gobierno de turno».

El constitucionalista cuestionó en duros términos el fallo de la Cámara que declaró nula la elección en Tucumán. » Una decisión de un tribunal incompetente. Es como derogar la ley de gravedad”, agregó.

“Es un fallo que trasciende los límites del lenguaje normativo. Se desconoce de forma flagrante un resultado electoral por medio de una decisión de un tribunal incompetente. Es como derogar la ley de gravedad. Vamos a recurrir esta medida y denunciaremos a los jueces que la produjeron”, señaló el letrado en declaraciones a la señal televisiva C5N.

La Sala I de la Cámara en lo Contencioso Administrativo anuló los comicios realizados el 23 de agosto en Tucumán la provincia, y la medida será apelada por el Poder Ejecutivo, quien recurrirá ante la Corte de la provincia.

La intención del Gobierno tucumano es convalidar, tal como lo hizo la Junta Electoral de la Provincia, los comicios en los cuales el candidato a gobernador por el Frente para la Victoria, Juan Manzur, se impuso por una diferencia de casi el 12 puntos porcentuales.

“Se trata de un fallo sedicioso, una apología del voto calificado. Parece que vale el voto de los ciudadanos de la capital tucumana, pero no la voluntad de los del interior. Este tribunal no tiene competencia para recurrir como lo hizo una decisión de la Justicia electoral. Esto es como una violación de la Ley de Gravedad”, ironizó el abogado.

En sus fundamentos, la sentencia de la Sala I cita publicaciones periodísticas y hechos que fueron difundidos por programas televisivos, algo que, según Barcesat, posee “una naturaleza infamante”.

Es una decisión ridícula. En sus fundamentos figuran informaciones periodísticas. Vale más lo que se diga en un programa que lo dicho por los fiscales que firmaron las planillas de votación. Tenemos que denunciar esta maniobra y reponer la validez del discurso jurídico”, enfatizó.