"Eso es muy alarmante", dijo el coordinador ONU en Colombia, Fabrizio Hochschild

EN 2015 HAN SIDO ASESINADOS 69 DEFENSORES DE DERECHOS HUMANOS EN COLOMBIA

Espacium / El Espectador

Colombiaperiodistasasesinados-150-m

El documento muestra que el año pasado fueron asesinados en el país 55 defensores de los derechos humanos, seis de ellos mujeres


03-09-2015

Un total de 69 defensores de derechos humanos y líderes políticos o comunales han sido asesinados en Colombia en lo que va de 2015, informó este miércoles un representante de la Organización de Naciones Unidas (ONU) en el país, quien consideró esta cifra «muy alarmante».

«Nosotros llevamos un registro de 69 asesinados hasta la fecha este año. Eso es muy alarmante», dijo el coordinador residente de la ONU en Colombia, Fabrizio Hochschild, al detallar la cantidad de defensores de derechos humanos y dirigentes sociales y políticos que perdieron la vida en estos ocho meses.

Hace algunos meses, fue divulgado el informe anual del programa no gubernamental Somos Defensores, en el que se afirma que la situación de los defensores de los derechos humanos en Colombia está más cerca del infierno que del paraíso, con un aumento en los asesinatos de activistas del 71 % en 2014.

El documento muestra que el año pasado fueron asesinados en el país 55 defensores de los derechos humanos, seis de ellos mujeres, y que las agresiones de diferente tipo alcanzaron su cota más alta desde 2002 con 626 casos, un incremento del 71 % frente a 2013.

«Durante el 2014, en promedio cada siete días fue asesinado un defensor o defensora de derechos humanos en Colombia», señala el informe, y agrega que «cada día fueron agredidos dos defensores», con base en el registro del Sistema de Información sobre Agresiones contra Defensores y Defensoras de Derechos Humanos (Siaddhh).

El documento recurre a un símil con «La Divina Comedia» para mostrar este panorama y con ese propósito el informe está dividido en los capítulos de «El Infierno», «El Purgatorio» y «El Paraíso», como el poema de Dante Alighieri.

Los datos sobre asesinatos y agresiones en general están en el capítulo de «El Purgatorio», que muestra que en 2013 los defensores de derechos humanos fueron «víctimas de una andanada de amenazas jamás registradas en Colombia», que incluyen asesinatos, atentados, amenazas, detenciones arbitrarias, desapariciones, robos de información y uso arbitrario del sistema penal.

Pero el documento va más allá y advierte de que quienes defienden los derechos humanos viven «un verdadero infierno» porque la protección que deberían tener por parte del Estado colombiano está muy lejos de ser la adecuada.

Hoy el Gobierno de Colombia acusa al Gobierno de Venezuela de violación de los Derechos Humanos de los colombianos deportados… Interesante, y muy cara dura acusar a un país cuando en su nación hay centenares de violaciones al pueblo…