Critico de los fondos buitre, no tiene miedo en decir que el juez Thomas Griesa no es competente

EL PRESTIGIOSO ECONOMISTA ESTADOUNIDENSE QUE ES ENEMIGO DE LOS FONDOS BUITRES

Sala de Prensa

markweisbrot
Mark Weisbrot es codirector del Centro para la Investigacion Economica y Politica de Washington DC y columnista de medios como la BBC y el New York Times

EL PRESTIGIOSO ECONOMISTA ESTADOUNIDENSE QUE ES ENEMIGO DE LOS FONDOS BUITRES

 

Mark Weisbrot es codirector del Centro para la Investigación Económica y Política de Washington DC y columnista de medios como la BBC y el New York Times.

 

 Crítico de los fondos buitres, no tiene miedo en decir que el juez Thomas Griesa no es competente. “Él mismo es un buitre”, opinó.

 

Nacido y criado en Estados Unidos tiene suficientes espaldas como para criticar a Griesa, el FMI y la política de EE.UU. hacia Latinoamérica. La diferencia entre buitres y holdouts.

 

La mirada interesante de un actor clave. Los diplomas del economista Mark Weisbrot se cuentan de a decenas.

 

 Nacido en Estados Unidos, este economista es “un bicho raro” en Washington. Crítico de los fondos buitres, no tiene miedo en decir que el juez Thomas Griesa no es competente.

 

“Él mismo es un buitre”, opinó. Además, el también guionista del documental “al Sur de la Frontera” (dirigido por Oliver Stone) está convencido de que la estrategia de estos grupos es el chantaje y el litigio su modo de inversión.

 

 “Es gracioso porque los medios internacionales en general aclaran que en Argentina los llaman fondos buitres”, indicó.

 

Los fondos buitres existen desde antes del conflicto con Buenos Aires. “Buitres” es el nombre que se usó por muchos años.

 

Son diferentes de los holdouts porque empezaron a comprar bonos luego del default. Los buitres hacen su dinero demandando, logran su dinero en las cortes.

 

 “Ese es su medio de inversión”, sostuvo.

 

En medio de la charla, Mark se apiadó de las aves. “Se los llama buitres porque es despectivo pero al fin es despectivo para las aves que no son malas, simplemente comen animales muertos. Es parte del ecosistema”, sonrió.