REACCIONES A DISCURSO DE PIÑERA, QUE MOSTRÓ OTRO CHILE

Prensa Latina

protestachilena

Dirigentes politicos y sociales de sectores de la oposicion coincidieron en señalar que el presidente Piñera ofrecio una imagen idilica de la realidad que no se ajusta al pais

REACCIONES A DISCURSO DE PIÑERA, QUE MOSTRÓ OTRO CHILE

   

Dirigentes políticos y sociales de sectores de la oposición chilena coincidieron en señalar que el presidente Sebastián Piñera ofreció hoy una imagen idílica de la realidad que no se ajusta al país.

 

Aunque el mandatario realizó un mea culpa por "errores cometidos", focalizó su tercera cuenta pública anual en realzar logros de su administración en los ámbitos de educación, reconstrucción post-terremoto, crecimiento de la economía, generación de empleos, ingreso ético familiar y ley antidiscriminación, entre otros.

 

 "Honestamente, siento que hemos cumplido con Chile", afirmó Piñera al intervenir este lunes ante el Congreso, en la tercera rendición de cuenta anual de su gobierno.

 

Ciertamente su alocución este año transcurrió en un escenario menos agitado al interior del Parlamento que en 2011.

 

 Sin embargo, no faltaron los carteles de parlamentarios de la oposición en alusión a diferentes reclamos de la ciudadanía considerados pendientes y en rechazo a la represión policial en la provincia de Huasco, región de Atacama, nuevo foco de tensión derivado de la instalación de una planta contaminante.

 

 Es indignante que Piñera no haya dicho una palabra sobre lo que tiene conmocionado al país, que es la represión criminal contra una población que sólo reclama su legítimo derecho a la calidad de vida, un ambiente y un aire sanos, anotó al respecto el diputado y secretario general del Partido Comunista, Lautaro Carmona.

 

 "El discurso del Presidente está totalmente alejado de lo que vive la gran mayoría de las chilenas y chilenos", indicó Adriana Muñoz, de la bancada parlamentaria del Partido Por la Democracia.

 

 Muñoz criticó además que no se haya mencionado una reforma al sistema binominal, ya que ahora más que nunca es necesario contar con un sistema electoral más democrático que mejore la percepción que tiene la ciudadanía de la política.

 

 Escuchar dos horas y media un conjunto de apreciaciones respecto a las cuales no hay ninguna credibilidad es un abuso. Hacer nuevamente una larga exhibición de aparentes logros respecto a los cuales la comunidad nacional tiene serias dudas de credibilidad y confianza, es no hacerse cargo del problema y por eso es un abuso, subrayó el presidente del Partido Socialista, Osvaldo Andrade.

 

 Mientras el titular del Ejecutivo pasaba balance a su mandato, una manifestación popular, estimada en unos siete mil participantes, tenía lugar en los exteriores del poder legislativo, con mensajes de rechazo al modelo sociopolítico neoliberal.

 

 La carismática y reconocida líder universitaria Camila Vallejo, quien encabezó junto a otros dirigentes sociales la manifestación de este día, expresó que la cuenta pública parecía "un disco rayado".

 

 En tanto Esteban Velázquez, alcalde de Calama, principal ciudad minera de Chile y epicentro de manifestaciones antigubernamentales la pasada semana, concordó en declarar que "el Presidente mostró otro país y en ese país Calama no existe (…) No hay reconocimiento alguno para el distrito minero más importante del mundo".

 

 A juicio del presidente del Colegio de Profesores y secretario general de la Central Unitaria de Trabajadores, Jaime Gajardo, el mensaje presidencial es continuista, totalmente ajeno a los reclamos del mundo social a favor de aumento del salario mínimo, reformas constitucionales al sistema binominal, gratuidad en la educación y rechazo al lucro en la enseñanza, entre otras demandas.

 

 Lo que se ha hecho es reafirmar el modelo neoliberal. Cuando se habla de Bono por Alimentos a las familias, ingreso ético y algunas becas para la educación, son medidas netamente electorales y destinadas a buscar apoyo a un gobierno que ha perdido tremendamente la credibilidad en la opinión pública, enfatizó el líder magisterial.

 

MASIVA MANIFESTACIÓN POPULAR EN INMEDIACIONES DEL CONGRESO CHILENO

 

Miles de estudiantes y trabajadores chilenos protagonizaron hoy una manifestación en las cercanías del Congreso Nacional, en paralelo a la tercera rendición de cuenta anual del gobierno presidido por Sebastián Piñera. (RadioPL)

 

Participan en la jornada de protesta líderes estudiantiles como Gabriel Boric y Camila Vallejo, presidente y vicepresidenta, respectivamente, de la Federación de Estudiantes de la Universidad de Chile.

 

 Asimismo Jaime Gajardo, presidente del Colegio de Profesores y dirigentes gremiales y sindicales, incluidos representantes de la Confederación de Trabajadores del Cobre y de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT).

 

 "Queremos terminar con el legado político de la dictadura, que administró la Concertación y del cual el presidente Piñera es continuidad", apuntó Boric.

 

 El dirigente juvenil hizo la declaración en la antesala de una marcha que recorrió varias calles este lunes de la ciudad de Valparaíso, donde se encuentra la sede del poder legislativo, unos 120 kilómetros al noroeste de esta capital.

 

 Gajardo por su parte subrayó que urge en Chile avanzar en la gratuidad de la educación, en el fin del lucro en el sistema de enseñanza y en la desmunicipalización de los colegios. Es impensable que el gobierno no haga nada al respecto, expresó.

 

 El líder magisterial apoyó también la solicitud de la CUT, lanzada el pasado 1 de mayo, de establecimiento de un salario mínimo de 250 mil pesos (equivalente a unos 515 dólares), teniendo en cuenta el alto costo de la vida en el país, disparado por los altos precios de los alimentos y de otros productos y servicios de primera necesidad.

 

 El salario mínimo en Chile actualmente es de 182 mil pesos chilenos (unos 375 dólares aproximadamente).

 

 De acuerdo con los especialistas, la inflación alimentaria en la austral nación supera ampliamente el promedio de la región. Entre los rubros que han empujado el índice al alza en Chile destacan las hortalizas, la carne y los productos derivados.

 

 El ambiente político se mantiene en extremo tenso en el territorio nacional, signado por marchas, paros laborales y denuncias de represión policial.

 

Prensa Latina