ANALISIS ECONOMICO DEL PROGRAMA RIOJANO DE INCLUSION

Vivian Marina Zarranz

Esta iniciativa de Ricardo Quintela no está dirigida al incremento de la planta de empleados públicos, sino de la paulatina inserción y en la actividad privada.

Realizado desde la óptica del Derecho Financiero

ANALISIS ECONOMICO DEL PROGRAMA RIOJANO DE INCLUSION
(PRI)

Por Vivian Marina Zarranz        Desde la  óptica del Derecho Financiero,  el Programa Riojano de Inclusión (PRI), implica una reasignación del presupuesto actual de la Provincia, cuya incidencia sería virtualmente neutra, vale decir se sustituye un egreso por otro, o sea  se cambia de programas ( planes trabajar, jefas y jefes de hogar , becas, etc) con fuerte contenido de asistencia social por un programa laboral  con expresión contractual, en el cual la retribución  está en función del esfuerzo destinado para obtenerla. Evidentemente se revela un cambio cualitativo en el Gasto Público, ya que desde el efecto económico que significa el subsidio de la demanda sin más trámite que el reconocimiento de una situación de indigencia,  se abre la perspectiva de una retribución a la oferta de bienes y servicios, lo que permitiría  añadir valor a las mismas y con el efecto multiplicador de un recurso público puesto al servicio de la sociedad con el  propósito de motorizar factores ociosos. Existe una distinta asignación del Gasto Público donde el efecto  eficiencia del mismo se pone de manifiesto, ya que con el cumplimiento del acuerdo laboral que surge del PRI,  puede generar una cadena de valor local,  incrementando la cantidad de transacciones y generando en el tiempo la posibilidad de emprendimientos  personales sustentables.

El beneficio social, aparte del individual, del programa merece un análisis particular, ya que prevé capacitación laboral, obra social  y seguro de riesgos laborales, favoreciendo la inclusión del riojano en el sector laboral privado con la correspondiente cobertura  médica y ART,  desterrando el desempleo y la precaridad laboral y permitiendo una protección concreta de la persona más allá de un mero asistencialismo social.

 

Esta iniciativa  si bien tiene como origen el financiamiento presupuestario, no está dirigida al incremento de la planta de empleados públicos, sino de la paulatina inserción y absorción por parte de la actividad privada.

 

El importe del presupuesto provincial destinado a financiar este programa constituye el primer escalón de un proceso de valor agregado local, que por su dimensión – más de 30.000 beneficiarios – y con la implementación debida, puede tener un impacto trascendente en el Producto Bruto Provincial.

Este proyecto pretende comenzar a revertir la histórica concepción  de que la ineficiencia  del gasto público quita, desde el punto de vista de la sociedad, legitimidad a  los tributos que la sociedad paga.

 

En un medio donde existe desocupación, subocupación y distintos grados de indigencia y pobreza, la utilización de herramientas creativas como el PRI  que permitan corregir los déficit enunciados con un sentido económicamente productivo y socialmente solidario, constituyen una novedosa y saludable visión para la solución de problemas endémicos en la Provincia de La Rioja.

 

VMZ/

 

N&P: El Correo-e de la autora es Vivian Marina Zarranz vivianzarranz@hotmail.com