Estela, Diana, Marina y Beatriz Oesterheld fueron la vanguardia militante de su padre, HGO.

LAS HIJAS DE OESTERHELD, COMPAÑERAS DE LA UES Y LA JOTAPE

La primera fue Beatriz (19) .Llamó a su madre, Elsa, y hablaron 2 hs en la Jockey de Martínez. Al despedirse, Beatriz se fue a la Cava, donde militaba. Nunca llegó.


LAS HIJAS DE OESTERHELD

ESTELA, DIANA, MARINA Y BEATRIZ

COMPAÑERAS DE LA UES Y LA JOTAPE

La primera en desaparecer fue Beatriz Oesterheld. Tenia 19 años.

El 19 de junio de 1976 llamó por teléfono a su madre, Elsa, y la citó en la confitería Jockey Club de Martínez. Hacía mucho que no se veían y estuvieron hablando casi dos horas. Al despedirse, la joven fue hacia Villa la Cava, en San Isidro, donde -según la madre- militaba. Nunca llegó.

Dos días más tarde, un desconocido se acercó a Elsa cuando estaba por subir al tren y le dijo que Beatriz había sido secuestrada por el ejército.

Su madre fue a la policía y a Campo de Mayo, vio a jueces y sacerdotes, y presentó un hábeas corpus

El 7 de julio fue citada en la comisaría de Virreyes y le dijeron que su hija había muerto junto con otros cinco chicos. Le dieron el cuerpo y la sepultó.

El 4 de julio, Elsa de Oesterheld se enteró por los diarios que los militares habían matado a su otra hija, Diana, de 23 años y embarazada de seis meses, en su casa de Tucumán. Después mataron al marido de Diana. El hijo de ambos, Fernando, de un año, fue llevado a la Casa Cuna como NN. Luego se crió con los abuelos paternos.

E1 secuestro de Héctor Germán Oesterheld aparentemente fue en la Plata, entre el 21 y el l 27 de abril de 1977. Estuvo detenido en Campo de Mayo, también en El Vesubio -una cárcel clandestina de La Tablada-, y en un sector de la subcomisaría de Villa lnsuperable conocido como Sheraton.

Lo vieron con la cabeza vendada. Se cree que lo asesinaron en Mercedes.

El 14 de diciembre de 1977, Estela (24 años} le escribió una carta a su madre para contarle otra tragedia: -Mamita, Marina hace un mes que no está con nosotros. Marina tenía 18 años y estaba embarazada de 8 meses.

E1 día que despachó la carta, Estela fue asesinada junto a su marido. Se llevaron a Martín, su hijo de tres años, pero después se lo devolvieron a la abuela Elsa.

Hoy Fernando Araldi Oesterheld, -hasta ahora- el nieto menor de Hector y Elsa, vive en Buenos Aires, y Miguel Martin Mortola Oesterheld, ya con un hijo propio, biznieto de Elsa y Hector, se destaca como Director de arte de filmes exitosos.

Habian sido chicas de su epoca y de su edad, alegres, familiares, criollas, vitales. Abrazaron la causa de Peron y Evita, de los descamisados, como cristianas, como jovenes idealistas comprometidas con la justicia y la libertad. Ahora son heroes y martires de su pueblo y de su patria. Sus hijos y su madre, orgullosos y doloridos, dan otro testimonio de amor, como asi siempre las amara el pueblo y la memoria de los militantes populares.