Sus baterias se recargan en un toma hogareño con 8 horas y listo.

CREAN EN CÓRDOBA UN AUTO ELÉCTRICO DE MUY BAJO CONSUMO

Telam

mio-112
Recorre 70 kilómetros con poco más de $3 y se podría fabricar en el país por 16 mil pesos. CREAN EN CÓRDOBA UN AUTO ELÉCTRICO DE MUY BAJO CONSUMO Un diseñador de la Universidad Nacional de Córdoba construyó el MIO 1+1, un vehículo de pequeña dimensión, pensado para solucionar problemas de congestión y traslado de las personas. Recorre 70 kilómetros con poco más de $3 y se podría fabricar en el país por 16 mil pesos. Es más pequeño que Fiat 600. El nuevo MIO 1+1 que creó un egresado de la Universidad Nacional de Córdoba (UNC) es la nueva promesa del diseño automotriz argentino: este auto de tracción eléctrica no sólo es factible de ser producido a nivel nacional, sino que además cumple con dos ventajas cada vez más requeridas: no contamina y gasta poco más de 3 pesos en 70 kilómetros, informa el portal Universia. Tal como dio a conocer la casa de altos estudios, el nuevo desarrollo de Ricardo Bognanni es en realidad la puesta en marcha de su tesis de Diseño Indutrial: el primer prototipo ya fue fabricado por el propio ideólogo con tubos de acero, fibra de vidrio y acrílico, entre otros materiales. "Un punto muy importante del diseño fue demostrar que se puede producir íntegramente un auto eléctrico en Argentina, sobre todo en Córdoba, y con tecnología relativamente nueva", señala el creador del automóvil. Y aclara que los vehículos de este tipo que actualmente circulan en el país, como los utilizados por los inspectores municipales de la ciudad, son importados desde Estados Unidos. De acuerdo a los cálculos de su creador, el MIO podría ser producido a un precio final de 16.340 pesos, una cifra muy inferior a la de un automóvil cero kilómetro del tipo compacto (cuesta alrededor de 24.400 pesos). A ello se suma el ahorro que implica el no tener que utilizar combustible para funcionar. Así, al recorrer 70 kilómetros con un gasto de luz eléctrica de 3,36 pesos, aventaja a los vehículos nafteros, diesel y con GNC que, para la misma distancia, implican un gasto comparativo mucho mayor (10,76; 8 y 6,40 pesos, respectivamente). El MIO posee dos asientos plegables dispuestos uno detrás del otro, lo que permite que el espacio de la segunda butaca también pueda ser utilizado para el traslado de cargas. Funciona con un motor eléctrico de 48 Voltios de Corriente Continua (VCC), que es alimentado por cuatro baterías de 12 VCC, lo que le otorga a este coche una autonomía de circulación de 70 kilómetros. Otra ventaja es que, para recargar los acumuladores, sólo se necesita enchufar el vehículo a una toma corriente hogareña de 220 voltios durante 8 horas. Además, cuenta con sistema de suspensión, dirección y frenos, e incluye un tablero con velocímetro, luces, indicador de carga y estado de baterías. Todas las decisiones de diseño del prototipo están fundamentadas en el desarrollo de un auto apto para circular en la ciudad a velocidades permitidas por las leyes de tránsito, por lo que el MIO puede alcanzar un máximo de 67 kilómetros por hora.