"Boca, como suele ocurrir, prefirió el ""entierro"" a ""cajón cerrado"" de su entrenador."

DESPUÉS DEL «NUREMBERG», LLEGÓ MIGUEL ANGEL RUSSO

José Luis Ponsico

russo_miguel_angel_2
La llegada de Miguel Angel Russo a Boca, cierra  el Tribunal Nuremberg -juicio a criminales de guerra, a Ricardo La Volpe y Estudiantes campeón(Bambu Prensa).

DESPUÉS DEL "NUREMBERG", LLEGÓ MIGUEL RUSSO

Gentileza de Bambú Press Prensa alternativa políticamente incorrecta

La columna del Ponsi

 

DESPUÉS DEL "NUREMBERG",

LLEGÓ MIGUEL RUSSO

 

Por José Luis Ponsico *

 

La llegada de Miguel Angel Russo a Boca, que ha demostrado capacidad para "armar" buenos equipos, cierra algo impensado hace dos semanas:  el Tribunal Nuremberg -juicio a criminales de guerra nazis- a Ricardo La Volpe y Estudiantes campeón.

 

La rápida decisión del presidente Mauricio Macri, visiblemente afectado ya en Córdoba hace 15 días por la derrota de Boca ante Belgrano, lo ubicá al DT que se formó como futbolista en Estudiantes de La Plata, en un escenario poco conocido por él: dirigir a un equipo "grande". Aunque Vélez ya lo sea.

 

Russo, nacido el 9 de abril de 1956, fue virtualmente estigmatizado como un "técnico bilardista". Esa calificación provino de los 15 años que jugó en Estudiantes, donde fue ascendido a Primera por el "Narigón" Bilardo, a fines de 1975. Debutó en Tucumán, contra San Martín, por el Nacional.

 

Boca, como suele ocurrir, prefirió el "entierro" a "cajón cerrado" de su entrenador. Ya había ocurrido con Miguel Angel Brindisi hace algo más de dos años y también con el "Chino" Jorge Benítez, antes de la llegada de Alfio Basile, en julio del año pasado. Las victorias tienen muchos padres; la derrota, uno solo.

 

En Vélez, donde al principio Miguel Russo fue cuestionado por la hinchada, el entrenador ya formaba parte "de la familia velezana". En dos años logró un campeonato Clasura 2005 y tres clasificaciones de Copas. Valorizó a un plantel y soportó la venta de ocho futbolistas en un año.

 

Antes, trascendió que Macri le hizo un ofrecimiento al controvertido Guillermo Barros Schelotto, el último ídolo de la masa boquense, pero activo referente de consulta de la directiva del club cuando Boca fracasa en la cancha.

 

Todavía resuenan su conflicto con Benítez -lo sacó y le dió la titularidad a Rodrigo Palacio hace algo más

de un año- como así también sus diferencias públicas, como las de Marcelo Delgado, con el incinerado Ricardo

La Volpe.

 

Después de la derrota de Boca con River, en el Monumental, a principios de octubre, el popular "Mellizo" le decía a la prensa que "la paciencia tiene un límite" y el taciturno "Chelo" -alguna vez compitieron por el puesto- agregaba,en requisitoria periodística: "Con éste técnico, nunca se sabe"

 

Russo fue campeón con Estudiantes de La Plata , cuando logró el ascenso en 1994/1995 y antes hizo ascender a

Lanús en 1989/90. También dirigió con éxito a Universidad de Chile en 1996, eliminado por River en cuartos de finales de la Copa Libertadores y con menos suceso a Rosario Central y Colón.

 

Curiosamente, es uno de los pocos jugadores de la historia de Estudiantes que reune el récord de 419 partidos jugados en casi 15 años de trayectoria. Y fue Estudiantes, con su hazaña, que le permitió llegar a Boca como DT. Bilardo, además, lo llevó a la selección nacional en 1985.

 

Al igual que Antonio Ubaldo Rattín en Boca, Reinaldo Merlo en River y Ricardo Bochini en Independiente, el " 5" campeón de Estudiantes 1982/83 y 1984, jugó solamente en los "pinchas".

 

Archivo y actualizaciones:

 https://bambupress.wordpress.com