El puente Orinoquio tiene 3.156 mts. de largo, 4 km de ancho, 4 carreteras y una ferroviaria.

LULA VISITA A CHÁVEZ ACELERANDO LA INTEGRACIÓN

Agencia Periodistica del Mercosur

lula_y_chavez-2
Lula y Hugo Chávez, participaran en la ceremonia de Certificación de Reservas en la Faja Petrolífera del Orinoco, de gran importancia para los dos países.

 

LULA VISITA A CHÁVEZ PARA ACELERAR INTEGRACIÓN

 

Por la Redacción de APM | 

 

Los presidentes de Brasil, Luis Inacio Lula Da Silva, y de Venezuela, Hugo Chávez, inaugurarán hoy un segundo puente sobre el río Orinoco, cerca de Puerto Ordaz, en el estado Bolívar, en el sur del país. 

 

En una visita de 24 horas el presidente de Brasil visitará el país bolivariano para inaugurar junto a su homologo venezolano el nuevo puente que ha sido bautizado como Orinoquia. Este encuentro se puede ver como un paso más en la integración entre ambos países.

El puente tiene 3.156 metros de largo y es calificado como de –vialidad mixta ya que servirá tráfico automotor y de ferrocarriles.

La obra, cuyo costo fue de más de mil millones de dólares, cruza el Orinoco en un punto que tiene cuatro kilómetros de ancho y tiene cinco vías: cuatro carreteras (dos en cada sentido) y una ferroviaria.

La obra lleva en ejecución cinco años y beneficiará por igual a varios estados del noroeste brasileño y del sur venezolano, facilitando el trasiego de personal, mercaderías y recursos exportables.

La parte central de la infraestructura se soporta en cuatro torres de 120 metros de altura, desde las que parten los tirantes que sostienen los tramos centrales bajo los cuales se abren dos canales de circulación fluvial de 300 metros de ancho cada uno.

Esas cuatro torres se asientan en bases que penetran 90 metros en sedimentos de aluvión muy duros y cuya perforación ha requerido la aplicación de innovaciones técnicas.

Antes de la llegada de su par brasileño, Hugo Chávez se mostró contento por la presencia de su colega al decir que –desde ya declaramos de júbilo el país por esta visita del presidente reelecto de Brasil.

-Vamos a inaugurar el día lunes el puente –mollejuo- (excelente) , dijo Chávez durante un acto electoral y agregó: –Le vamos a dar el nombre de Puente Orinoquia, el nombre de toda esa región del Orinoco, así como la

Amazonia, es un concepto profundamente indígena el Orinoco, voz (de la etnia) Caribe, voz rebelde.

Cabe recordar que hace 6 años ambos mandatarios asistieron al inicio de la obra, que fue adjudicada al consorcio constructor brasileño Oderbrecht, que tiene también la responsabilidad de un tercer puente en un tramo más al oeste del río y que deberá estar listo en 2010.

Por otro lado, previo al encuentro presidencial, se dio conocer que el presidente de la República Bolivariana de Venezuela, le envió al presidente de Brasil una carta en la cual destaca que el pueblo brasileño no se dejó intimidar por el avasallamiento mediático.

Asimismo, le expresó a su homólogo sus más sinceras felicitaciones por el triunfo que obtuvo en las pasadas elecciones del 29 de octubre de 2006.

En la misiva, el presidente Chávez recalca, entre otras cosas, que el pueblo brasileño voto contra el neoliberalismo, dándole una lección de dignidad al mundo entero.

Asimismo, plasmó en su carta, que fue la fuerza de la soberanía popular quien derrotó al poder fáctico de la mediocracia.

Para finalizar, el Jefe de Estado venezolano le expresó al presidente reelecto Lula Da Silva, su infinito cariño, respeto y admiración por el país hermano.

A su vez, según trascendió los mandatarios analizarán la situación del comercio bilateral e inversiones conjuntas de las compañías petroleras estatales de ambos países.

Según datos de la cancillería brasileña., el comercio entre ambos países superó los 3.000 millones de dólares entre enero y septiembre de este año.

Dentro de la agenda del encuentro, los presidentes también dialogarán sobre la construcción conjunta de una refinería petrolera en el estado de Pernambuco, en el noreste de Brasil, así lo informaron desde Brasilia.

El año pasado, Lula y Chávez colocaron la piedra angular de una refinería de 2.500 millones de dólares que procesará crudo de la faja del Orinoco en Venezuela y los yacimientos brasileños.

También los jefes de Estado participaran en la ceremonia de Certificación de Reservas en la Faja Petrolífera del Orinoco, de gran importancia para los dos países.