CFK: Siento la responsabilidad de no estar sentada en esta banca para cobrar un sueldo o para calentarla, sino para decir lo que está pasando en la República Argentina.

“PERSIGUEN A LA OPOSICIÓN”: CRISTINA DENUNCIÓ AL GOBIERNO, A FUNCIONARIOS JUDICIALES Y A LA EMBAJADA DE EEUU

Durante su discurso parlamentario, rememoró haber advertido reiteradamente sobre la “lawfare”, un término que suele traducirse como “guerra jurídica”, y que alude a una estrategia que se usa en varios países de la región contra sectores políticos opositores a los planes de Estados Unidos en América Latina. Tras citar el caso del “Lava Jato” en Brasil, con el cual encarcelaron y prohibieron políticamente a Lula Da Silva, dijo que en Argentina “agregaron algo más”.

CFK y Va con Firma

28/02/2019

Una fortísima denuncia pública e institucional realizó ayer Cristina Kirchner desde su banca de senadora nacional. Ante el plenario de la Cámara, volvió a denunciar “persecución contra la oposición” en las cuales involucró al gobierno nacional, a “funcionarios judiciales” y a los medios de comunicación más poderosos, y además llamó la atención sobre el rol de la “embajada de Estados Unidos”.

La ex presidenta de la Nación realizó una intervención de algo más de 10 minutos durante la sesión preparatoria del Senado nacional, que mañana comenzará sus sesiones ordinarias del año y lo hará con una reunión de la Asamblea Legislativa (senadores y diputados en conjunto), ante la cual hablará el presidente de la Nación, tal como fija la Constitución.

Durante su discurso parlamentario, rememoró haber advertido reiteradamente sobre la “lawfare”, un término que suele traducirse como “guerra jurídica”, y que alude a una estrategia que se usa en varios países de la región contra sectores políticos opositores a los planes de Estados Unidos en América Latina. Tras citar el caso del “Lava Jato” en Brasil, con el cual encarcelaron y prohibieron políticamente a Lula Da Silva, dijo que en Argentina “agregaron algo más”.

Precisó que en nuestro país ese sistema “fue recreado”, porque “además de estigmatizar a dirigentes opositores, en el medio los funcionarios judiciales se dedicaron a hacer negocios y a extorsionar a la gente. En Argentina -insistió- hemos refundado la lawfare, hemos agregado la extorsión, la recaudación por parte de funcionarios judiciales, además de la impugnación a los políticos opositores”.

Al criticar la embestida judicial en su contra, la líder del kirchnerismo volvió a denunciar que los allanamientos de meses atrás contra sus viviendas en Buenos Aires, Río Gallegos y El Calafate “fueron violatorios de lo mínimo que se le asegura a cualquier ciudadano”. Denunció que “hicieron con mis casas lo que no hicieron con nadie, estos mismos que (en los últimos días) fueron filmados y grabados mandando whatsapp pidiendo coimas”.

Sin dar nombres, pero en referencia implícita al caso de corrupción judicial que compromete al fiscal Carlos Stornelli, dijo que “estamos viendo cómo desde Comodoro Py se está intentando quitar la causa a un juez para que no investigue”. El caso está, por ahora, en el juzgado federal de Dolores, a cargo de Alejo Ramos Padilla.

La senadora dijo que “desde la propia sentencia (de este último magistrado) se puede colegir la actuación de una embajada extranjera en esta cuestión. Esto solo ameritaría que la Corte Suprema interviniera”, afirmó, al explicar que el máximo tribunal del país tiene competencia “originaria y exclusiva” al estar involucrada en delitos la representación oficial de otro país.
Agregó que, según información que es pública, la embajada de Estados Unidos no había contestado los pedidos del juez que consultaban sobre la veracidad de chapas de agencias de seguridad de ese país y tarjetas identificatorias que había exhibido el ahora detenido Marcelo D’Alessio, el falso abogado denunciado por extorsión.

También habló de la presencia en una camioneta, junto al citado D’Alessio, de dos personas que presuntamente eran personal de la legación diplomática oficial norteamericana. “Y entre las múltiples carpetas encontradas en los allanamientos se le encontró una redactada en inglés”, puntualizó.
La ex jefa del Estado cargó luego contra el periodista Daniel Santoro, al recordar la información que él difundiera en 2015 y que atribuía a su hijo Máximo y a la ex ministra Nilda Garré, la propiedad de cuentas bancarias en el exterior. Llamó la atención que en esa oportunidad el Departamento de Estado (cancillería norteamericana) tardara “casi dos años en decir que era todo falso”.
Al resumir el involucramiento extranjero, la senadora dijo: “Ya tenían la carpeta en inglés, ¿en serio que la embajada de Estados Unidos no tuvo nada que ver?”, se preguntó.

Sostuvo luego “no estamos ante una cuestión únicamente de un fiscal o de un juez”, y afirmó en cambio que “es un sistema, un entramado, porque además se descubrió que una cosa similar pasó en un juzgado en lo Penal Económico, y también con el mismo protagonista periodístico que escribía sobre la mafia de los contenedores en Clarín”, dijo en referencia a Santoro.