El ministro de Energía se reunió con gremios para tratar el futuro del yacimiento y la Central Termoeléctrica a carbón de Río Turbio y ratificó los despidos anunciados en enero.

RIO TURBIO: TRAS EL RECHAZO POPULAR A LA GENDARMERIA, ARANGUREN EXTORSIONA A LOS TRABAJADORES

Por Maximiliano Borches

Casi a medianoche del lunes, los trabajadores de Yacimientos Carboníferos Río Turbio (YCRT) estaban informados de que se acercaban unos 250 efectivos de Gendarmeria Nacional fuertemente pertrechados desde Río Gallegos, con la orden de militarizan Río Turbio y ocupar la mina.

Por Maximiliano Borches

Infobaires24

6 de marzo de 2018

 

 

Casi a medianoche del lunes, los trabajadores de Yacimientos Carboníferos Río Turbio (YCRT) estaban informados de que se acercaban unos 250 efectivos de Gendarmeria Nacional fuertemente pertrechados desde Río Gallegos, con la orden de militarizan Río Turbio y ocupar la mina. Como respuesta inmediata, la mayoría de la población -trabajadores mineros incluidos- realizaron una pueblada que hizo retroceder a las fuerzas represivas hasta la capital provincial. Infobaires24 dialogó con Adonis Rojas, delegado de base de YCRT por ATE, quien narró la complejidad de la situación actual allí, ya que en momentos del cierre de esta nota, fueron desplegados unos 120 efectivos de la Policía provincial cerca de la mina, con la orden de evitar que Gendarmeria, si vuelve, reprima a los trabajadores. Por otro lado, una delegación de la denominada “Multisectorial” sindical de YCRT, se reunió con el ministro de Energía, Juan José Arangurenquien les dijo que no tenía dudas de “rajar a otros 500 (sic)” si no se acoplaban a sus demandas de modificar el Convenio Colectivo de Trabajo, en claro perjuicio de los trabajadores. Hasta el momento hay 500 trabajadores despedidos y el Gobierno Nacional paralizó la mina.

Con el paso de las horas, la situación que viven los trabajadores mineros de YCRT se complejiza más. Luego de la decisión popular de evitar la militarización de Río Turbio, al no permitir que unos 250 efectivos de Gendarmeria Nacional fuertemente pertrechados lleguen hasta la mina, el gobierno provincial a cuya cabeza se encuentra Alicia Kirchner, decidió enviar 120 efectivos de la Policía provincial en “resguardo” de una cada vez más posible represión por parte de Gendarmería, que sólo espera la orden del gobierno nacional a través de un juez, para volver a recorrer los 300 kms que separan Río Gallegos de Río Turbio.

Lo peligroso de esta situación, es que en caso de los efectivos de la policía provincial eviten el accionar represivo de Gendarmeria sobre los trabajadores, la misma acción podría ser utilizada por el Ejecutivo Nacional para llevar a cabo una intervención federal en Santa Cruz. Uno de los deseos del empresario y senador nacional santacruceño Eduardo Costa (UCR-Cambiemos).

Mientras tanto, los trabajadores mineros resisten en la boca de la mina. “Con el apoyo de nuestro pueblo, evitamos una durísima represión de Gendarmeria”; dijo a este medio Adonis Rojas, delegado de base afiliado a ATE.

En otro orden, Rojas explicó también que en la tarde del martes, una delegación sindical de trabajadores mineros enrolados en el espacio denominado “Mulstisectorial”; se reunieron con el (ex) CEO de Shell y actual ministro de Energía Juan José Aranguren, quien les afirmó que “la única manera para que nuestro gobierno (Alianza Cambiemos) revea la posibilidad de retomar a los 500 despedidos, es modificando de cuajo el Convenio Colectivo de Trabajo…sino, no tenemos problema en echar a otros 500 trabajadores más”.

La peligrosa extorsión del ministro-empresario Juan José Aranguren -semejante a la de un patrón de Estancia- fueron prácticamente las únicas palabras que se escucharon durante la reunión con la delegación de trabajadores mineros.

En los próximos días, otra delegación de trabajadores mineros de YCRT viajará a Buenos Aires.

ARANGUREN RATIFICÓ LOS DESPIDOS EN RIO TURBIO Y AUMENTA LA TENSIÓN

Radio y Tv Fenix951

Martes 06 de Marzo de 2018

El ministro de Energía, Juan José Aranguren, se reunió con gremios para tratar el futuro del yacimiento y la Central Termoeléctrica a carbón de Río Turbio y ratificó los despidos anunciados en enero.

Durante el encuentro, del cual también participó el interventor de Yacimientos Carboníferos Río Turbio (YCRT), Omar Zeidán; Aranguren sostuvo que “es responsabilidad del Gobierno, y en este caso, de la cartera a su cargo, administrar los recursos de todos los argentinos de una forma responsable y sustentable”.

Ante la consulta de las organizaciones gremiales respecto de las desvinculaciones comunicadas en enero, Aranguren ratificó las medidas adoptadas por la intervención.

Para el Ministerio, “la magnitud” de los subsidios que el Estado nacional aporta al sostenimiento de las actividades de YCRT, el crecimiento de la dotación de personal, la ausencia de “producción efectiva de carbón en volúmenes significativos en la última década”, hacen “impostergable la adopción de medidas para lograr una administración racional de los recursos públicos afectados al emprendimiento”.

Consideró que “desde el inicio de la actual gestión, se intentó un diálogo con las organizaciones gremiales para optimizar la dotación de personal y establecer nuevas condiciones de los convenios colectivos de trabajo que le dieran sustentabilidad a la empresa”.

“Ante la falta de consensos mínimos en esa dirección, la intervención adoptó medidas para la adecuación de la planta de personal, como parte de las acciones necesarias para posibilitar la continuidad de las actividades de YCRT”, argumentó.

Además, informó la decisión de reabrir el programa de retiros voluntarioshasta el 31 de marzo para los trabajadores que no adhirieron a dicho programa en el plazo original que venciera el 28 de febrero pasado.

El mes pasado, el conflicto por los 500 despidos en la estatal Yacimientos Carboníferos Río Turbio escaló con fuerza, cuando manifestantes escracharon los domicilios y vehículos particulares de allegados a funcionarios de la intervención de la firma.

En ese sentido, se espera que en los próximos días los despedidos vuelvan a tomar las calles para protestar contra la medida ratificada por Aranguren y pelear por sostener el medio centenar de puestos de trabajo perdidos.

Además, en las últimas horas se detuvo a Atanasio Pérez Osuna, actual intendente de Río Turbio, mientras se encontraba en la Ciudad de Buenos Aires. Es que el funcionario kircherista se encuentra investigado por supuesta defraudación al Estado mientras se desempeñaba como interventor de YCRT.

Zeidán lleva adelante la intervención desde que el Gobierno nacional lo nombró el 26 de enero de 2016 a través del Decreto 257 del Ministerio de Energía y Minería, que conduce Juan José Aranguren.

El interventor de YCRT contrató a Sara Gross Gluckman, una consultora uruguaya en Recursos
Humanos, para que se haga cargo de la reducción del personal, plan que es resistido por los trabajadores en un conflicto que se sigue profundizando.

 

A %d blogueros les gusta esto: