En plena feria judicial vandalizaron la sede del Movimiento de Profesionales por los Pueblos

UN ‘ROBO’ COMANDO QUE “APESTA”

El hecho ocurrió el lunes por la noche en la sede del MPP, en un segundo piso de la calle Perón de la ciudad de Buenos Aires. Los desconocidos dejaron oficinas revueltas, carpetas tiradas y abiertas en el piso y —aunque había otros objetos de valor— se llevaron computadoras personales con documentación de los abogados Juan Lenta y Elizabeth Gómez Alcorta, defensora de Milagro Sala y de ex funcionarios kirchneristas perseguidos en el expediente por el Memorándum con Irán.

Por El Cohete a la Luna

9 enero, 2018

 

UN ‘ROBO’ QUE APESTA A OPERATIVO

En plena feria judicial vandalizaron la sede del Movimiento de Profesionales por los Pueblos

El hecho ocurrió el lunes por la noche en la sede del MPP, en un segundo piso de la calle Perón de la ciudad de Buenos Aires. Los desconocidos dejaron oficinas revueltas, carpetas tiradas y abiertas en el piso y —aunque había otros objetos de valor— se llevaron computadoras personales con documentación de los abogados Juan Lenta y Elizabeth Gómez Alcorta, defensora de Milagro Sala y de ex funcionarios kirchneristas perseguidos en el expediente por el Memorándum con Irán.

Es la primera vez que la sede del MPP sufre un hecho de estas características en los siete años que lleva en el lugar. El hecho llamó la atención a los moradores del estudio, porque tampoco hay antecedentes de este tipo de robo en otros estudios jurídicos.

“Nos resulta especialmente alarmante que los ingresantes dirigieran su atención principalmente a revisar y llevarse documentación, la cual, en gran medida, trata cuestiones vinculadas a los derechos humanos.

No tenemos conocimiento de sucesos similares en establecimientos jurídicos. Los saludamos atentamente y agradecemos amplia difusión”, señalaron en el comunicado firmado por el MPP y los Estudios Jurídicos Coradino & Lenta y Gómez Alcorta & Aldazabal y la abogada Andrea Vlahusic, esposa de Atilio Borón y cuya oficina fue una de las más revueltas.

Forzaron una puerta semiblindada:

Abrieron cajones y carpetas:

“Estamos intentando entender si esto tiene alguna vinculación política en el contexto de la situación actual o no”, explicó a El Cohete a la Luna Emiliano Coradino.

“A nosotros nos resulta llamativo porque hace siete años que estamos acá. El estudio tiene varias oficinas que en este momento están con funcionamiento residual dado que hay gente de vacaciones. Y hoy a la mañana, cuando ingresamos vimos que la puerta semiblindada estaba violentada y las cosas revueltas.

Lo llamativo es que había bastante cosas de valor, pero se llevaron las notebooks de Elizabeth Gómez Alcorta y de Juan Lenta. También revolvieron el estudio de Vlahusic pero no tocaron, por ejemplo, las oficionas de las empleadas administrativas”.

Gómez Alcorta lleva las causas de Milagro Sala, es querellante en varias causas de lesa humanidad como el juicio por los secuestros de Ford, defiende a Martín Menna en la causa por el Memorandúm y fue abogada en representación del Estado en el Juicio AMIA.

José Lenta estaba trabajando en denuncias sobre la situación habitacional de la Ciudad de Buenos Aires, un material que iba a ser difundido por Telefé como parte de un informe que finalmente el canal decidió no emitir.

“Todavía estamos tratando de entender el origen de todo esto”, continúa Coradino. “Es llamativo la época del año porque en un estudio puede haber circulación de dinero pero no durante la feria judicial y acá abrieron carpetas, pero todavía no sabemos cuál fue el objetivo. Y además tenemos que terminar de inventariar qué es lo que falta porque hay muchos abogados de vacaciones, pero sabemos que se llevaron documentos importantes porque esos papeles no estaban en las carpetas sino en las computadoras”.

El estudio es un departamento con varias oficinas, salas de reuniones y cocina. Entre el material de los abogados había presentaciones preparadas para presentar en la Cámara de Casación.

Luego de escribir el comunicado, los abogados terminaban de hace el primer relevamiento para presentar una denuncia en la comisaría de la zona.