Consideramos que la utilización de la justicia para limitar y cercenar las opiniones políticas de los dirigentes opositores es un atropello institucional.

LOS PARLAMENTARIOS DEL MERCOSUR SALIERON A DEFENDER A GABRIEL MARIOTTO ANTE EL ACOSO DEL GOBIERNO DE MACRI

Los parlamentarios del Mercosur del FPV-PJ expresaron su categórico y contundente rechazo a la denuncia penal que el Gobierno nacional, encabezado por el Presidente Macri ha realizado contra dirigentes de distintas fuerzas de la oposición y entre los denunciados, además de diputados nacionales de distintos bloques, se encuentra nuestro colega y compañero Parlamentario del Mercosur, Gabriel Mariotto, con quien nos solidarizamos particularmente.
Por todo esto, le exigimos al gobierno nacional que retire la denuncia en aras del normal funcionamiento de las instituciones republicanas, ya que la misma lesiona severamente a nuestra democracia.”


NAC&POP
02 de enero de 2018

Los Parlamentario del Mercosur, mediante un comunicado, expresaron lo siguiente:

“La denuncia penal para amedrentar y disciplinar opositores constituye un hecho inadmisible, que no puede ser pasado por alto.

Estamos, sin dudas, ante una fuerte amenaza de condicionar la representación popular en el Parlamento recurriendo a métodos, procedimientos y formas que creíamos definitivamente desterrados de la política argentina.

El 14 de diciembre se produjo una represión inédita en nuestra democracia de más de 30 años, que dejó un saldo de más de 45 detenidos y numerosos heridos a manos de las fuerzas de seguridad entre los cuales había 7 diputados nacionales.

En ese marco, el gobierno nacional denunció a dirigentes opositores.

Dicha denuncia, presentada por funcionarios del Ministerio de Seguridad que estuvo a cargo de la represión a ciudadanos que se movilizaron pacíficamente, es profundamente antidemocrática y constituye un pésimo antecedente institucional.

No podemos permitir que se avasallen nuestros derechos y que no se toleren las voces disonantes a las del Ejecutivo Nacional.

Consideramos que la utilización de la justicia para limitar y cercenar las opiniones políticas de los dirigentes opositores es un atropello institucional que reduce, significativa y drásticamente, el Estado de Derecho en nuestro país.

Estamos ante un claro intento disciplinador no sólo social sino político y partidario, ya que la acusación de “atentado agravado de funcionario público, resistencia o desobediencia, y encubrimiento” no tiene ningún asidero ni relación con lo que sucedió ni en la plaza de los dos Congresos en donde los legisladores y funcionarios opositores intentaron limitar la represión policial ni en el recinto de la Honorable Cámara de Diputados, en la que el oficialismo no logró el quorum necesario para comenzar la Sesión.

Recordamos que entre los denunciados, además de diputados nacionales de distintos bloques, se encuentra nuestro colega y compañero Parlamentario del Mercosur, Gabriel Mariotto, con quien nos solidarizamos particularmente.

Por todo esto, le exigimos al gobierno nacional que retire la denuncia en aras del normal funcionamiento de las instituciones republicanas, ya que la misma lesiona severamente a nuestra democracia.”