BUITRE ES BUITRE : En octubre de 2015 trascendió que Macri envió a Melconian a los Estados Unidos para mantener una reunión con Paul Singer y avanzar en un acuerdo.

BUITRE DE AQUI Y DE ALLA: MELCONIAN DE LOS 2 LADOS DEL MOSTRADOR

El presidente del Banco Nación demandó a la Argentina por 770 mil dólares por el default de títulos públicos que había comprado en 2001. Luego entró al canje de 2010. En 2013 dijo que los fondos buitre son “tipos de buena voluntad”.

Inicio Juicios Contra la Argentina en Nueva York por el Default de 2002

 

Un aprendiz de buitre local

Pagina 12

 

El presidente del Banco Nación demandó a la Argentina por 770 mil dólares por el default de títulos públicos que había comprado en 2001. Luego entró al canje de 2010. En 2013 dijo que los fondos buitre son “tipos de buena voluntad”.

El presidente del Banco Nación, Carlos Melconian, fue uno de los bonistas que inició juicio contra la Argentina en el juzgado de Thomas Griesa. Demandó al país por más de 770 mil dólares en títulos públicos, de los cuales la mayor parte los había adquirido a fines de 2001, en plena timba financiera. Melconian siguió en ese momento el camino de Paul Singer, según él mismo admitió ayer en Twitter, aunque aclaró que en 2010 de- sistió de la demanda porque ingresó al segundo canje de la deuda externa. Luego, el funcionario formó parte de la negociación para cerrar el acuerdo con los buitres por parte del Gobierno de Mauricio Macri. Melconian calificó en 2013 a los fondos buitre como “tipos de buena voluntad” y recomendó en 2014 “ir al juez (Griesa) y decirle, bueno, ¿cuánto es esto?” en relación al litigio en contra de la Argentina.

 

El 6 de febrero de 2009 en el Distrito Sur de la ciudad de Nueva York el juez Thomas Griesa aceptó la demanda 10.656 que un grupo de bonistas iniciaba en contra de la Argentina. Entre los inversores demandantes figuraban Michael Heeb, Roberto Claudio Pitronaci, Alberto Guillermo Hillcoat, Elena Graciela Martínez, Enrique Sebastián Palacio Minetti y Carlos Alberto Melconian. El actual presidente del Banco Nación y candidato hasta último momento del macrismo para ocupar el Ministerio de Hacienda adquirió a finales de 2001, en plena timba financiera previa a la explosión de la convertibilidad, 647.268 dólares en bonos externos globales bajo el código US040114GF14 emitidos en junio de ese año y con vencimiento el 19 de diciembre de 2008. También compró 125 mil dólares en bonos externos globales emitidos en 1997 con vencimiento en 2007 bajo el código US040114AR16. Esta información fue difundida ayer por el portal de noticias nuestrasvoces.com.

 

“Al momento del default tenía títulos de la deuda pública e inicié gestiones judiciales en los juzgados correspondientes. Terminé obteniendo sentencia favorable en la Corte Federal de Nueva York”, admitió ayer Melconian a través de su cuenta de Twitter. Aunque aclaró que “allá por 2010, en oportunidad del canje ofrecido por el gobierno anterior, sentí que era momento de dar por terminado este capítulo. Ingresé al mismo y en simultáneo desistí de la demanda en cuestión, como exigía la propuesta oficial”.

 

Sin embargo, el economista no ofrecía esta información vinculada a su actuación judicial en contra de la Argentina cuando tenía que referirse públicamente a la cuestión de los fondos buitre. Por ejemplo, en agosto de 2013 decía que “los fondos buitre son tipos que de buena voluntad compraron títulos para ahorrar”, y agregó que “la Argentina tuvo históricamente una actitud garca con los acreedores. Es que si un amigo te debe guita y no te paga es un garca. El país ha hecho eso muchos años con distintos gobiernos”. Melconian no aclaraba que lo de los “tipos de buena voluntad” era en realidad una autorreferencia.

 

En 2014, Melconian cometió un furcio que ahora cobra otra entidad. En relación a la sentencia emitida por la Corte Suprema de los Estados Unidos, dijo que “hay un juicio ganado –en lugar de un juicio perdido– y tiene precio” y agregó que “en el himno al pragmatismo hay ir y decir, bueno, ¿cuánto es esto?”.

 

El funcionario, que en su momento compró bonos en un contexto de fenomenal especulación financiera para aprovechar rendimientos desorbitantes, que rechazó el canje de 2005 y que litigó en contra del país hasta 2010, según su propia versión, fue uno de los elegidos por el macrismo para negociar con los fondos buitre el acuerdo para cancelar los juicios. Tampoco Melconian sugirió dar un paso al costado de esas gestiones teniendo en cuenta su pasado reciente. En octubre de 2015 trascendió que Macri envió a Melconian a los Estados Unidos para mantener una reunión con Paul Singer y avanzar en un acuerdo. En abril de este año el Gobierno cerró el arreglo con los fondos buitre a través de un pago por 16.500 millones de dólares. La inversión de NML Capital, de Singer, fue en su momento de 177 millones de dólares y luego recibió 2426,6 millones. Argentina pagó el costo de los honorarios de sus asesores legales y de juicios que el fondo había perdido, como el embargo de la Fragata Libertad.

 

En su declaración jurada patrimonial de 2015, Carlos Melconian dijo poseer activos por 77,6 millones de pesos, de los cuales unos 65,8 millones están depositados en el exterior. Dijo que solo traerá una parte de ese capital y que “resguardará una parte” para sus hijos fuera del país. Posee acciones de grandes empresas con cotización en Nueva York, como Petrobras, YPF, Banco Macro, Cresud, BBVA Banco Francés, Tenaris, Basf, Sanofi, Apple, Google y Starbucks, entre otras. Las tenencias de bonos argentinos con vencimiento en 2017, 2024 y 2027 fueron incorporadas al patrimonio recién en diciembre de 2015, en ningún caso figuran bonos comprados en 2010 con el canje, lo que no significa que no haya participado de la operación, porque los pudo haber vendido.

………………

CARLOS MELCONIAN FUE UNO DE LOS BONISTAS QUE DEMANDÓ A LA ARGENTINA ANTE EL JUEZ GRIESA

 

El presidente del Banco Nación admitió su litigio contra el país, pero aclaró que ingresó al canje de deuda de 2010

 

Infobae

23 de junio de 2016

 

El presidente del Banco Nación, Carlos Melconian, fue uno de los tenedores de deuda que demandó al país ante el juez neoyorquino Thomas Griesa. Se trata del mismo reclamo que impulsaron los “fondos buitre” y otros acreedores por los bonos soberanos argentinos que entraron en default por el crack financiero del año 2001, una pelea que el gobierno nacional cerró este año cuando aceptó pagar 9.300 millones de dólares a los holdouts.

Así lo reveló un documento judicial del 6 de febrero de 2009, en el que figura la participación del economista como un demandante más ante el juzgado federal del Distrito Sur de Nueva York.

El dato nunca fue revelado por Melconian y era desconocido hasta ayer. Según el escrito que lleva la firma de Griesa -el magistrado que dictó el polémico fallo a favor de los fondos buitre-, el actual presidente del Nación era titular de títulos públicos (las series US040114GF14 y US040114AR16) por un valor de 772.268 dólares, que los adquirió en plena burbuja financiera y antes de la explosión de la convertibilidad.

La causa 10.656 de Melconian fue presentada en conjunto con los bonistas Michael Heeb, Roberto Claudio Pitronaci, Alberto Guillermo Hillcoat, Elena Graciela Martínez, Enrique Sebastián Palacio Minetti. Lo hizo a través de Marc Dreier, un importante abogado estadounidense que ocupó un lugar relevante en la historia financiera reciente: fue el primero en haber conseguido juicio contra la Argentina por el default de 2001.

“Al momento del default tenía títulos de la deuda pública e inicié gestiones judiciales en los juzgados correspondientes. Terminé obteniendo sentencia favorable en la Corte Federal de Nueva York”, admitió ayer Melconian a través de su cuenta de Twitter y Facebook, luego de la información publicada por el portal Nuestras Voces. Aunque aclaró que “allá por 2010, en oportunidad del canje ofrecido por el gobierno anterior, sentí que era momento de dar por terminado este capítulo. Ingresé al mismo y en simultáneo desistí de la demanda en cuestión, como exigía la propuesta oficial”.

EN TWITTER SUS PALABRAS

 Follow

Carlos Melconian @CarlosMelconian

Al momento del default tenía títulos de la deuda pública e inicié gestiones judiciales en los juzgados correspondientes.

1:38 PM – 22 Jun 2016

 

Melconian siempre hizo declaraciones polémicas en torno a los holdouts que no ingresaron a la reestructuración. En agosto de 2013, afirmaba que “los fondos buitre son tipos que de buena voluntad compraron títulos para ahorrar”, y agregaba que “la Argentina tuvo históricamente una actitud garca con los acreedores”. Ahora, se sabe que el funcionario no opinaba desde una postura neutral: estaba en una situación similar a aquellos bonistas y compartió la misma estrategia judicial hasta el canje de 2010, cuando finalmente aceptó la reestructuración de sus bonos.

El presidente del Banco Nación ocupó un lugar relevante en las gestiones que hizo el gobierno de Mauricio Macri con los holdouts. En octubre de 2015, se supo que viajó a los Estados Unidos para mantener una reunión y avanzar en un acuerdo de pago con representantes de Paul Singer, el acreedor que tuvo la postura más agresiva contra la Argentina para cobrar el 100% de la deuda defaulteada.

Melconian está entre los economistas más importantes del PRO y es uno los funcionarios más ricos de la administración Cambiemos. Declaró ante la Oficina Anticorrupción un patrimonio de $ 77,6 millones, de los cuales el 85% de sus bienes están en el exterior. “Como todos los argentinos, tengo dinero guardado en el exterior”, dijo días atrás en el programa Almorzando con Mirtha Legrand.