Ayer me avisaron que van a reducir la planta de trabajadores por que esta sobredimensionada según el criterio de la gestión entrante.

CARTA SIN LLANTO DE UN EMPLEADO SENTENCIADO

Por Francisco Uslenghi

Les escribo por otro tema, contarles que soy un orgulloso trabajador estatal hace casi 11 años que siempre trabajé y nunca me lleve un peso que no me corresponda, hace 7 años trabajo por un sueldo no muy bueno (actualmente 12000 $) pero en un tema que me hace inmensamente feliz, luchar desde el Estado por los derechos de los pueblos originarios de Argentina.

Queridos amigos familiares y allegados:

Debo reconocer que la victoria de Macri me sorprendió muchísimo pero no los voy a aburrir con un análisis personal de política local.

No voy a insistir con pensar porque la clase media y parte de los sectores populares fueron convocados efectivamente por la bandada de globos.

Les escribo por otro tema, contarles que soy un orgulloso trabajador estatal hace casi 11 años que siempre trabajé y nunca me lleve un peso que no me corresponda, hace 7 años trabajo por un sueldo no muy bueno (actualmente 12000 $) pero en un tema que me hace inmensamente feliz, luchar desde el Estado por los derechos de los pueblos originarios de Argentina.

Siempre estuve a disposición por mi fascinación con la potencialidad política del trabajo especifico y por que se fue generando un compromiso con los dirigentes indígenas y los miembros de comunidades. Observe su realidad y se me hizo carne.

Hasta hoy integro la plantilla de laburantes del (INAI) Instituto Nacional de Asuntos Indígenas un pequeño organismo que le faltan recursos presupuestarios pero le sobra compromiso de todos los que laburamos ahí.

Ayer me avisaron que van a reducir la planta de trabajadores por que esta sobredimensionada según el criterio de la gestión entrante.

Criterio errado pensando la deuda que tiene el Estado en todas sus dimensiones con los pueblos originarios

A partir del primer día de abril el Estado pierde un trabajador comprometido y formado en la gestión,

Yo me quedaré sin trabajo.

No puedo describir la sensación de angustia que me genera la revolución de la alegría.

Abrazo.

FU/

N&P: El Correo-e del autor es Francisco Uslenghi franciscouslenghi@gmail.com