EN el golpe contra Isabel Perón, las 62 Organizaciones declaran tardíamente la huelga nacional por tiempo indeterminado, Rodolfo Audi será el encargado de trasmitir el despacho a la Agencia Télam.

EL PETISO AUDI, EL GRAN DIRIGENTE DE LOS PERIODISTAS

Por Daniel Parcero

Como periodista profesional Rodolfo Audi dejó su marca en varias redacciones, como Telam, Noticias Argentinas, Clarín, Gente y Siete Días, con cabal independencia. Un compañero valioso, un militante, unprofesional, un cuadro dirigente, Un imprescindible.

RODOLFO AUDI ¡PRESENTE!

(EN EL COMANDO CELESTIAL)

Por Daniel Parcero

NAC&POP

09/09/2012

Los periodistas sindicalizados nucleados en la FATPREN recordamos un año más del fallecimiento de nuestro colega, compañero y dirigente, Rodolfo Audi.

Tras sufrir una larga y dolorosa agonía, que supo sobrellevar con el mismo coraje y valentía que sus actos de vida, se iba para permanecer en la memoria de quienes tuvimos la satisfacción de haberlo conocido y compartir momentos de su activa militancia, el “Petiso” Rodolfo Audi.

 Como periodista  profesional dejó su marca en varias redacciones, como Telam, Noticias Argentinas, Clarín, Gente y Siete Días, con cabal independencia y sin traicionar sus convicciones, lo que en algunos casos lo colocaran en situaciones límite que supo enfrentar sin vacilaciones.

 Si existe compromiso con la Patria y el prójimo no hay espacios para las dudas en la conciencia.

 El periodismo militante fue ejercido por Audi con meridiana claridad desde el desaparecido matutino La Voz, y la revista Movimiento 

Consideramos egoísta la actitud de solo recordarlo entre nosotros, y un deber hacerlo públicamente destacando la personalidad y la acción de quien fuera ejemplo de pasión militante en las filas del peronismo político y sindical, con una amplia visión frentista de estricto corte nacional, y que supo sumar voluntades a su alrededor con un particular estilo de liderazgo.

 Si liderar es conducir “el petiso” Audi, además, supo contener, lo que no es una característica común en cualquier liderazgo.

 Su militancia en el peronismo se remonta a los años 60, habiendo llegado a ser un hombre de estrecha confianza del ex Ministro de Trabajo del Gobierno Popular, Miguel Unamuno.

 La noche del 24 de marzo de 1976 lo encontró en la primera línea de la noticia en la vieja sede del Ministerio de Trabajo, cubriendo la información para la Agencia TELAM.

 El golpe era un secreto a voces rondando entre cabildeos y conversaciones entre altos dirigentes gremiales dubitativos y altos mandos militares conspiradores y mentirosos.

 Los primeros iban y venían de la Casa Rosada a la cartera laboral.

 Otros, en el momento más crítico ya se habían alejado del país.

 El resto aguardaba directivas para proceder a la defensa del Gobierno en llamas.

 De repente efectivos fuertemente armados desde la terraza de la Presidencia, notifican su condición de Presidenta depuesta a Isabel Martinez, y de detenida a disposición del PEN, junto a su asesor legal y técnico, Julio Gonzalez, siendo trasladados secuestrados en un helicóptero.

 Las 62 Organizaciones declaran tardiamente la huelga nacional por tiempo indeterminado, Rodolfo Audi será el encargado de trasmitir el despacho a la Agencia Télam.

 Al mismo tiempo las “fuerzas del orden” intervenían la agencia noticiosa y ya lo habían hecho con los teléfono.

En el momento de Audi terminar de comunicar la noticia sobre la resolución dispuesta por las 62 Organizaciones, una voz “infiltrada”, le advierte “Boludo, ya todo terminó”.´ 

Horas apenas después una tanqueta de la Infantería de Marina se despacharía contra el frente de la Sede capitalina del sindicato de prensa y la FATPREN, con un amplio despliegue de infantes armados que procedieron a intervenir militarmente nuestra organización por 8 años.

 Audi no estuvo de acuerdo y no aceptó aquella sentencia telefónica recibida la noche anterior.

 Y junto a otros compañeros capitalinos y del interior del país se dio de inmediato a la tarea de reagrupamiento de cuadros y reorganización en los momentos que la dirigencia combativa de nuestro gremio estaba siendo perseguida, era detenida, detenida/desaparecida y otros marchaban al exilio impuesto.

 Desde la ciudad de Buenos Aires, fue parte de la resistencia en prensa, militando activamente en la que denominamos Coordinadora Nacional de los Trabajadores de Prensa, siendo en la practica, la conducción paralela a la intervención.

 Fueron ocho años militancia activa, entre los cuales sumó su firmeza y su fuerza a la de otros dirigentes sindicales que, mientras la particocracia tradicional se mantenía en silencio, salvo honrosas excepciones, decidieran enfrentar a la dictadura, desde la Comisión Nacional de los 25 con la histórica huelga de abril del 79.

 Recuperada la democracia, participó en el proceso de democratizador de la FATPREN, y se abocó intensamente por lograr la unidad capitalina de nuestro gremio, siendo uno de los pilares de la nueva construcción unitaria.

 A partir de ello debió entablar una nueva batalla, frente a una nueva camada de activistas sindicales de izquierda, sin tradición gremial, que comenzaron a enquistarse en el Sindicato, aprovechando los espacios “cedidos” por el internismo peronista.

 Tampoco ello fue mella para Audi bajar los brazos y desde su lugar como dirigente nacional de FATPREN siguió pregonando por los derechos de los trabajadores/profesionales del sector.

 Llegó así a ocupar la secretaria general, y ser un frontal y decidido opositor a la ola neoliberal de los 90, aquí, y en el exterior. 

Supo ser la voz de los trabajadores de prensa denunciando  la imposición de las leyes de precarización laboral, los avasallamientos a la libertad de conciencia, y las persecuciones a los periodistas de parte del gobierno menemista, ante foros internacionales y la OIT.

 Llegó a ocupar la vicepresidencia primera de la Federación Internacional de Periodistas, y también desde allí supo representarnos con altura y coherencia.

 La muerte lo encuentra ejerciendo la secretaría de relaciones internacionales de la FATPREN, y llevando una enérgica batalla contra advertidos vicios de burocratización que se habían afirmado por aquellos años en el gremio soñó amplio y federal.

A %d blogueros les gusta esto: